Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Redacción CsD - Fotografía de Pascual Cándido
Domingo, 13 mayo 2018
Baloncesto

TAU Castelló 66 - Melilla Baloncesto 73

Marcar como favorita
Noticia clasificada en: Amics Baloncesto Deportes TAU Castelló

El TAU Castelló despide una brillante temporada haciendo historia y dando la cara ante el Melilla

Hasta aquí hemos llegado. Ha sido muy lejos, más de lo que muchos pensaban y un hito histórico para el baloncesto castellonense, por lo que la eliminación del TAU Castelló en el play-off de ascenso a ACB ante el Melilla es más dulce que amargo. No pudo ser, los de La Plana perdieron el cuarto partido de la serie, pero con su seña de identidad, luchando al límite y poniéndoselo a un rival muy complicado con una plantilla con calidad y experiencias más que contrastadas.

 

El TAU Castelló sorprendió de inicio con su defensa en zona. Lo que no cambió respecto al partido anterior fue el buen inicio de Rowley, a quien buscaban sus compañeros para hacer daño cerca del tablero. Sin embargo, la anotación local llegaba con cuentagotas, ya que se echaba de menos a los hombres del perímetro. Además, el Melilla parecía tener la lección aprendida y controló mejor las rápidas salidas en transición de los de La Plana y tenía en el base Dani Rodríguez su principal fuente de juego y puntos. Lo que no salió bien a los visitantes fue el cambio a defensa en zona, ya que los de La Plana pudieron sacar dos tiros claros para paliar en parte su pequeño atasco. Así las cosas, y como los anfitriones rayaban a bien nivel en defensa, la situación no era grave al término del primer cuarto (12-15).

 

Si los castellonenses no veían huecos, en el siguiente período aún fueron menos. Los grandes tampoco anotaban como antaño, por lo que pasaban los minutos y el marcador apenas cambiaba de guarismos. Toni Ten tuvo que pedir tiempo muerto. A partir de ahí se buscaron tiros generados tras penetraciones, pero la bola seguía sin querer entrar, con la única excepción de Nkaloulou, cuya muñeca es muy fiable. Para colmo, un exjugador castellonense como Edu Durán afinó su puntería y con dos triples consecutivos y dos tiros libres hizo encender la luz roja (19-30, min. 16). Encima, dos faltas técnicas seguidas en contra de los locales les hicieron entrar en bonus cuando aún quedaba mucho para por jugar. Situación muy delicada y nuevo tiempo muerto solicitado por el TAU Castelló. Tras la pausa, los de La Plana salieron con el cuchillo entre los dientes, mucho más agresivos. Por desgracia, la cosa no se arregló porque a pesar del plus de intensidad local y en los decibelios de la hinchada motivados por algunas decisiones arbitrales, Dani Rodríguez seguía llevando las riendas con maestría, por lo que no se podía reducir la barrera psicológica de los 10 puntos. Las situación pintaba mal al descanso (31-43).

 

A la vuelta a la pista, al fin se bajó de esa barrera con dos buenas acciones ofensivas seguidas de Juanjo García (36-45). La defensa castellonense iba al límite, pero la dupla Durán-Rodríguez estaba dispuesta a amargarnos la mañana dando buenas réplicas a las acometidas locales. Los ataques melillenses se basaban en bloqueos directos para Rodríguez o indirectos para Durán, a pesar de que tenían pegados unos perros de presa en defensa. La cosa no mejoraba, por lo que Toni Ten necesitó echar mano de un nuevo tiempo muerto (44-56, min. 28). Tras esta pausa, la dupla letal se sentó a tomar aire y el TAU Castelló volvió a la zona. Sin embargo, el Melilla es un equipo con muchos recursos y con dos sendos triples de Almazán y Kapelan afrontaron el último cuarto con un buen colchón (49-62).

 

El desánimo empezó a pesar en el combinado anfitrión, viendo cómo pasaban los minutos y sus tiros no entraban. Tras uno malos minutos pero con sólida defensa, al fin llegó la inspiración. En dos minutos mágicos guiados por un inconmensurable Nkaloulou y Juanjo García, al Melilla le entró el miedo en el cuerpo con un acercamiento local (58-64, a 5:18 del final). Ante este panorama, como era de esperar, el técnico visitante volvió a meter en pista a Rodríguez y Durán. Pero ahora tocaba morir sobre la pista, con los castellonenses lanzados, presionando a toda la pista y dejándose el alma. Los que también se dejaban el alma eran los aficionados del Ciutat, que rugían, aplaudían y chillaban a más no poder.

 

El marcador se apretó y ya la remontada parecía posible (61-64), pero culminarla siempre es lo más complicado. Por ganas no sería, pero Rodríguez volvió a coger la batuta y dio tranquilidad a los suyos con 4 puntos consecutivos (61-68, min. 37). A partir hubo varios ataques en el que nadie anotó, pero fue un triple de Faner el que rompió esta dinámica, con lo que se podía volver a soñar. Estaba difícil, pero no imposible (64-68, a 1:10). A continuación, un impresionante Nkaloulou volvió a encestar, pero el Melilla recibió una falta y Kapelan sólo anotó un tiro. El TAU estaba a un triple, pero perdió el balón en la posesión decisiva y además los visitantes volvieron a la línea de 4,60. El verdugo Rodríguez metió los dos y sentenció el envite (66-71 con únicamente 17 segundos por delante). Fue una lástima, pero a la vez un dignísimo final de temporada ante su afición a un equipo que ha llevado a cabo una temporada fantástica. Así se lo reconoció su afición, que despidió al equipo con una sonoro aplauso y ovación.

 

 

TAU Castelló 66

Melilla Baloncesto 73

 

TAU CASTELLÓ: Rowley (8), Bas, Faner (4), Ott (8), Juanjo García (17) –cinco inicial--; Steinarsson (2), Sabonis, Chema García (6) y Nkaloulou (21). 22 faltas. Sin eliminados.

 

MELILLA BALONCESTO: Djuran, Dani Rodríguez (25), Almazán (9), Lucas (6), Guerra –cinco inicial--; Samb (8), Kapelan (11), Durán (14), Servera y Fall. 21 faltas. Sin eliminados.

 

ÁRBITROS: Jesús Marcos Martínez y Antonio Manuel Zamora. Actuación desconcertante en algunos momentos.

 

PARCIALES: 6-4, 12-15, 18-25, 31-43 (descanso); 42-50, 49-62, 58-64 y 66-73 (final del encuentro).

 

INCIDENCIAS: Muy buen ambiente en el Ciutat de Castelló, con cerca de 3000 personas en sus gradas.

 

Acceda para dejar un comentario como usuario registrado Acceda para dejar un comentario como usuario registrado
¡Deje su comentario!
Normas de Participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
Castellón Diario • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2018 • Todos los derechos reservados