Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Jueves, 17 mayo 2018

No hay que pasar la muga

Marcar como favorita

No, no hay que moverse ni de la silla, no hace falta salir de casa para presenciar la fotocopia del proceso secesionista catalán. La hoja de ruta marcada por Compromís en la Generalitat Valenciana y en nuestro ayuntamiento, con el beneplácito y la colaboración necesaria del PSPV-PSOE es idéntica a la seguida por los “hijos de Companys”

“No permitáis que en vuestra comunidad suceda lo mismo que nos sucede a nosotros en Cataluña, aún estáis a tiempo”

 

Esta frase, me permitirán al menos que la califique de preocupante, fue pronunciada el pasado sábado en Vinaroz por Isabel Lázaro, Presidente de VOX en Tarragona, en un acto convocado por su partido donde Javier Ortega Smith habló sobre “Defender a España desde los tribunales”

 

El adoctrinamiento de nuestros niños y jóvenes se viene desarrollando desde hace años, mucho antes de la llegada al poder de Ximo  Puig y de  su lugarteniente Mónica Oltra, aunque a decir verdad no tengo claro quién es lugarteniente de quien, la izquierda ya “tomó” al asalto los puestos de responsabilidad en la enseñanza media y en la Universidad donde se empezó con la imposición del valenciano, se continuó con la erradicación del español y se sigue inculcando la falsa y nefasta “memoria histórica” bajo el paraguas de que somos un pueblo maltratado por Madrid, les suena, e “infrafinanciado”. Gran parte de los docentes no tienen ningún problema en aleccionar a diario a los niños en quienes son los buenos y quienes los malos.

 

Ahora, como culminación del lavado de cerebro de los pobres ciudadanos desinformados, para la implantación de pensamiento único, ya cuentan con radio y TV propia, planificada, montada y  dirigida por catalanistas que copian, sin la más mínima vergüenza, las formas de la TV3, con diferencia la TV menos objetiva e independiente del planeta.

 

Nos señalizan las calles en catalán, han llegado a despreciar el valenciano, mientras se les llena la boca con el esfuerzo turístico.

 

Cambian los nombres de nuestras calles cayendo, en algunas ocasiones, en aberraciones lingüísticas con el único fin de catalanizar nombres y eventos españoles.

 

Quieren hacer desaparecer hasta la Cruz de Nuestro Señor Jesucristo, símbolo en que se ha basado la construcción de la vieja Europa y  la cultura occidental.

 

Cambian, con dudosa intencionalidad, el topónimo de una ciudad fundada por un rey aragonés, a no ser que se hayan creído, sería el colmo, que Jaime I era rey de la inexistente Cataluña. Además lo hacen sin encomendarse ni a Dios ni al diablo y en contra de la mayoritaria opinión de la ciudadanía.

 

Pretendían que los romeros pasaran de largo en la concatedral el día de la romería de las cañas.

 

Son capaces, se lo comentaba en este mismo espacio el pasado día 13, de quedarse sin médicos solo porque no “parlen catalá”. El summum de la estupidez.

 

Pretenden desalojar, siguiendo el “catecismo” de la sectaria Colau, al Ejército de la Capitanía General de Valencia.

 

Protegen a los delincuentes consiguiendo la impunidad para los autores de los graves sucesos del 20 de septiembre en la puerta de nuestro ayuntamiento.

 

Ven corrupción en todo lo que les rodea sin mirarse al ombligo y barrer también su casa. Menos mal que aquí, aún, no hay una saga Pujol. A este paso todo llegará.

 

En fin, no quiero aburrirles más con mil y una actuaciones copiadas con puntos y comas del separatismo catalán.

 

Volviendo a la frase de Isabel Lázaro, aún estamos a tiempo de impedir que conviertan a la mayoría de los valencianos en ciudadanos de segunda, perseguidos por utilizar un idioma que odian desde las instituciones, coaccionados por no ser secesionistas a pesar de hablar valenciano, intimidados para que desprecien el valenciano y “parlen català”, obligados a echar de sus negocios a los hispanoparlantes y constituidos en raza inferior por el mero hecho de sentirse españoles.

 

Me queda la duda Isabel de si aún estamos a tiempo, todo lo relatado en el párrafo anterior está ocurriendo ya.

 

“La Comunidad Valenciana no puede seguir gobernada por marxistas al servicio del separatismo catalán y del odio a España”.( José L. Román – Alerta digital )

 

Creo que tendremos una pequeña oportunidad en las próximas y ya cercanas elecciones municipales y regionales. Digo pequeña porque con los medios de comunicación comiendo en su mano la batalla va a ser difícil.

Acceda para dejar un comentario como usuario registrado Acceda para dejar un comentario como usuario registrado
¡Deje su comentario!
Normas de Participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
Castellón Diario • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2018 • Todos los derechos reservados