Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Redacción CsD
Martes, 25 septiembre 2018
Universidad

La Universidad Politécnica de Valencia celebra el acto de apertura del curso 2018-2019 de las universidades españolas

Marcar como favorita
Noticia clasificada en: Comunitat

Su Majestad el Rey Felipe VI ha presidido el solemne acto de apertura del curso académico 2018-2019 de las universidades españolas, que ha tenido lugar en la Universidad Politécnica de Valencia

· En su intervención, el monarca ha declarado que “debemos situar el papel de la Universidad en el lugar prioritario que le corresponde”

 

 · Por su parte, el rector de la Universidad Politécnica de Valencia, Francisco Mora, ha manifestado que “necesitamos que la Universidad y la Ciencia pasen a formar parte de las prioridades políticas reales del país”

 

El Rey Felipe VI ha presidido la apertura del nuevo curso académico 2018-2019 de las universidades españolas, que ha tenido lugar en el Paraninfo del Campus de Vera de la Universidad Politécnica de Valencia. Una ceremonia que para la Universidad Politécnica de Valencia coincide con la conmemoración de su 50 aniversario.

 

Durante su intervención, don Felipe ha subrayado “la trascendencia de la formación universitaria en la evolución de cualquier país, en su proyección internacional y en la cohesión entre sus ciudadanos y, en definitiva, en su futuro”. Y ha apuntado que, “el Sistema Universitario Español se ha convertido en un elemento clave para alcanzar y fortalecer el progreso económico, el avance cultural y social, así como la conexión de nuestra juventud y de nuestra comunidad académica con Europa y el mundo”. “La Universidad española ha cumplido con su misión, que es la de formar ciudadanos, generar conocimiento e investigar”, ha afirmado. Y “tenemos muchos motivos para estar orgullosos de la Educación Superior en España, aunque siempre debemos trabajar para que mejore”. “La Universidad debe ir siempre por delante ofreciendo caminos y vías de progreso a la sociedad a la que sirve. Esa es la responsabilidad que tiene con los ciudadanos”, ha declarado el monarca.

 

 Por otra parte, ha señalado que “debemos reconocer el papel insustituible que los centros universitarios desempeñan en los entornos económicos y sociales más cercanos de los lugares donde se ubican. No solo por su función básica de promoción del pensamiento y del conocimiento, sino por su impacto económico”. Asimismo, ha insistido en que “debemos situar el papel de la Universidad en el lugar prioritario que le corresponde y requiere, en el plano social y político de nuestro país, ya que la formación universitaria española que ha alcanzado grados evidentes de excelencia es al mismo tiempo una de las más accesibles al conjunto de la ciudadanía”.

 

En su discurso, también ha hecho hincapié sobre “la importancia de la investigación, de la innovación basadas en el conocimiento y de la transmisión de ese conocimiento y avances logrados, pues estos factores forman parte del ADN de la institución universitaria”. En esta línea, ha recordado que “aproximadamente el 60% de la producción científica española se realiza en las universidades, o en colaboración con las universidades, lo que evidencia la necesidad de impulsar y favorecer siempre una investigación vinculada a la docencia”. El objetivo es convertir a la sociedad española en “una sociedad basada en el conocimiento y la innovación”. Porque, como ha declarado, “la búsqueda de la excelencia y su traslación a las aulas, a los estudiantes y, por ende, al conjunto de la sociedad, es la esencia de la actividad diaria de todos los profesionales de la Universidad”.

 

 Por último, Felipe VI ha animado “a todos a sumar fuerzas y voluntades para que nuestro sistema universitario siga contribuyendo al progreso de España, con solidez y con la capacidad de, sin perder nuestras raíces, estar siempre en vanguardia”.

 

Universidad y Ciencia, prioridades políticas reales del país

 

Desde su fundación, en junio de 1968, la Universidad Politécnica de Valencia ha sabido conjugar “el saber tecnológico y artístico”, ha expresado su rector, Francisco Mora. Y aunque “no ostenta la historia de otras universidades”, la Universidad Politécnica de Valencia “con sus jóvenes cincuenta años es una Universidad madura y desarrollada”, que ha sabido prestar “un servicio público de excelencia”.

 

De cara al futuro, Mora ha resaltado que, “necesitamos que la Universidad y la Ciencia pasen a formar parte de las prioridades políticas reales del país y que exista una presión firme de la sociedad sobre esta decisión política”. Porque, “las universidades españolas han sabido responder a los muchos cambios que han debido enfrentar en estos últimos años y, a diferencia de otras instituciones, han salido reforzadas”. Sin embargo, según Mora, “mientras la mayoría de nuestros socios europeos confirman su apuesta por un crecimiento basado en el conocimiento científico y el desarrollo tecnológico, España parece haber elegido un camino distinto que nos puede devolver a los mecanismos causantes del estallido de la reciente crisis”. Por ello, el rector de la Universidad Politécnica de Valencia ha recordado que “la Ciencia necesita recursos, no préstamos”.

 

Por lo que respecta al modelo didáctico, Mora ha adelantado que la Universidad Politécnica de Valencia “ya está apostando por un cambio en la cultura docente, con el objetivo de acomodar nuestro tradicional modelo a las nuevas demandas de enseñanza y de aprendizaje que requieren los estudiantes”. Asimismo, “irrumpe con fuerza una nueva necesidad: la formación y aprendizaje durante toda la vida, lo que plantea nuevos objetivos educativos para las universidades”.

 

En otro orden de cosas, el rector de la Universidad Politécnica de Valencia ha instado a que “la universidad española debe continuar incrementando su responsabilidad con los desafíos sociales e incorporar a la actividad universitaria los compromisos con los Objetivos de Desarrollo Sostenible de Naciones Unidas, las políticas de igualdad, la acción social, el voluntariado y las prácticas solidarias. Todo ello ligado al buen gobierno en los ámbitos económico, social y medioambiental”. Finalmente, Mora ha solicitado al gobierno “cambios encaminados a flexibilizar y abrir posibilidades que permitan aumentar la capacidad de innovación y facilitar las condiciones para el desempeño eficaz del trabajo en la Universidad”.

 

Adaptación y gestión del cambio en la Universidad

 

Por su parte, el presidente de Crue Universidades Españolas, Roberto Fernández, ha manifestado que “la Universidad Española está ilusionada con la predisposición – anunciada por el ministro de Ciencia, Innovación y Universidades – a levantar una nueva Ley General de Universidades en el marco de una Estrategia Española para la Educación Superior y en el contexto general de la estrategia europea sobre las universidades”. Y ha apuntado que, la Universidad “precisa de financiación” y “marcos normativos que favorezcan su función”. Porque “es patrimonio de la sociedad y debe tener autonomía para gestionar el encargo de nuestros ciudadanos”. Igualmente, ha afirmado que “no habrá un buen futuro para España si la Universidad española no tiene futuro”.

 

La revolución científica de la Nanomedicina

 

Ramón Martínez Máñez, catedrático del Departamento de Química de la Universidad Politécnica de València y director del Instituto Interuniversitario de Investigación de Reconocimiento Molecular y Desarrollo Tecnológico, ha sido el encargado de impartir la lección magistral del nuevo curso académico. En ella, Martínez Máñez ha explicado que la nanomedicina tiene como objetivo “la identificación de enfermedades en sus estadios iniciales en el nivel celular y molecular mediante la utilización de nanodispositivos y sistemas de contraste” con el fin de “proporcionar un diagnóstico precoz y, por lo tanto, mejorar el pronóstico de la enfermedad”. Asimismo, el Premio Rey Jaime I de Nuevas Tecnologías 2018 ha subrayado que, la nanomedicina “es ya un área de conocimiento bien establecida que trata de aplicar los continuos avances de la nanotecnología a la medicina” y que “existen numerosos estudios que demuestran su gran capacidad para el desarrollo de nuevos dispositivos de diagnóstico, nuevos sistemas de liberación controlada de fármacos y materiales adecuados para el desarrollo de tejidos”. De hecho, como ha indicado “existen ya en el mercado soluciones biomédicas basadas en nanotecnología como son los fármacos nanoformulados”. Para el catedrático de la Universidad Politécnica de Valencia, “no sabemos cuál es el futuro de la medicina, pero sin duda la nanotecnología jugará un papel importante en su desarrollo” y, aunque no sabemos quién llevará a cabo esos avances, “sin duda la investigación desarrollada en la Universidad jugará un papel fundamental”.

Acceda para dejar un comentario como usuario registrado Acceda para dejar un comentario como usuario registrado
¡Deje su comentario!
Normas de Participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
Castellón Diario • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2018 • Todos los derechos reservados