Aguirre (VOX) propone reducir a dos las direcciones generales de Agricultura para destinar más ayudas al sector primario

• Exige test para los trabajadores del campo para mejorar la movilidad y aumentar la población activa
  • Pide aumentar el presupuesto para ayudas a agricultores, ganaderos y pescadores y que no se excluya al sector bovino de lidia
  • Solicita la autorización de la caza de control por el daño que las especies están provocando en los cultivos

 

 El diputado del Grupo Parlamentario VOX en la Comunidad Valenciana, José Luis Aguirre, ha propuesto a la consellera Mireia Mollà, durante su comparecencia en la comisión de Agricultura de las Cortes Valencianas, que reduzca, de nueve a dos, las direcciones generales de su Conselleria para poder destinar más ayudas a agricultores, ganadores y pescadores de la Comunidad Valenciana.

Aguirre ha señalado que la Conselleria de Agricultura cuenta con nueve direcciones generales, mientras que la de Universidades tiene cinco y dobla en presupuesto a la de la consellera Mireia Mollà: “El presupuesto de su Consellería es muy bajo, un insulto al sector primario valenciano. Está claro que no es una preferencia para el Consell del Botànic y los valencianos se dan cuenta. ¿No se podría gestionar con dos direcciones generales? Así ahorraríamos mucho dinero que hace mucha falta

El diputado por Valencia ha hecho extensivas a la consellera las preocupaciones que han denunciado los profesionales del mundo rural durante el Estado de alarma en la Comunidad Valenciana: “Nuestras preocupaciones, que son las que ellos nos han manifestado, vienen en gran medida por los problemas causados por el Decreto de Estado de alarma: el cierre de los canales HORECA que afectan a los productores, las que vienen por el cierre de las fronteras que impiden la exportación, las que vienen por los problemas de movilidad de los operarios; pero también los provocados por las políticas de “sectarismo ideológico” del Botànic con los ganaderos de bravo; los provocados por la falta de alternativas a la restricción de fitosanitarios para combatir el Cotonet de Les Valls, que sí se permiten, no ya en países terceros a la UE, sino en Italia sin ir más lejos, ante la inoperancia efectiva a día de hoy de las alternativas fitosanitarias propuestas”.

Restricciones de movilidad y falta de soluciones

El portavoz de Agricultura de VOX ha recordado a la consellera que, en Agricultura, las condiciones para las ayudas previstas por el Ministerio son más restrictivas que las presentadas por la Comisión Europea para aliviar el impacto de la crisis. En este sentido, ha recriminado a Mollà que “no les importe el sector primario valenciano” y no apliquen “soluciones efectivas” a los problemas: “Los productores de fruta de hueso ya están empezando con problemas para la recolección por las restricciones de movilidad, los citricultores y los productores de caquis se preguntan por las alternativas al Clorpirifos y su efectividad real y, a pesar de las diferentes autorizaciones a los cazadores, resulta que se están restringiendo las autorizaciones para la caza de control y los daños son cada vez más evidentes en los diferentes cultivos

Ayudas insuficientes para el mundo rural

Sobre las ayudas que ha destinado la Conselleria de Agricultura a los profesionales del sector primario, Aguirre ha criticado que se haya excluido “al sector de bovino de lidia, siendo fundamental para el desarrollo rural de las zonas más despobladas, generador de riqueza y defensor del medioambiente, y fijador de población en la España vaciada”.

Por otro lado, ha instado a la consellera a destinar un porcentaje mayor del presupuesto de su Conselleria para ayudar a los trabajadores del mundo rural a paliar los efectos y consecuencias del Estado de alarma: “Si realmente el objetivo de las subvenciones es asegurar la continuidad de las explotaciones del sector primario, instrumento básico del desarrollo económico en el medio rural, garantizando la pervivencia de la producción familiar y el abastecimiento de alimentos de proximidad con las mayores garantías de calidad y seguridad, y teniendo en cuenta que el presupuesto de su Conselleria es de más de 422 millones € , ¿no le parece dedicar solo 7,3 millones para estos trabajadores?

Deja un comentario