Icono del sitio Castellón Diario

Ayudas para el alquiler, para mujeres maltratadas o por desahucios, entre las más solicitadas en los Servicios Sociales de Almassora

El Ayuntamiento de Almassora presenta balance 2021 ayudas de servicios sociales con 3.600 entrevistas atendidas
El departamento de Servicios Sociales del Ayuntamiento de Almassora ha presentado la memoria de actuaciones de 2021, un ejercicio en el que la plantilla municipal efectuó 3.600 entrevistas presenciales o telefónicas, 960 de las cuales se produjeron por primera vez. Entre las cantidades más relevantes del cómputo, destaca la concesión de ayudas de emergencia social a 408 unidades de convivencia en algún momento de 2021, mientras que 91 fueron rechazadas.

Necesidades básicas, seguidas de ayudas para el alquiler o ayudas concretas para víctimas de violencia de género, desahuciadas, sin hogar o bien otras en especial frágiles coparon el mayor número de atenciones económicas de los Servicios Sociales municipales durante el último año. Gastos extraordinarios, suministros o de comunidad completan el registro con apenas 14 prestaciones.

Por otro lado, 72 solicitudes de necesidades básicas y una en término de gastos de residencia fueron denegadas por incumplir los requisitos las personas solicitantes. Además de esto, otras dieciocho quedaron anuladas por no presentar documentación en forma y plazo.

A las prestaciones económicas se suma la tramitación, por parte de los Servicios Sociales, de la pensión no contributiva (23 solicitudes iniciales), diversidad funcional (183 nuevas solicitudes y 42 revisiones de grado), renta valenciana de inclusión (67 nuevas solicitudes y diez de complemento de pensión no contributiva).

Otro de los aspectos que gestionan los Servicios Sociales municipales son los recursos para la tercera edad y personas con diversidad funcional. En este caso, el servicio municipal de ayuda a domicilio atendió cada mes entre 13 y 17 casos (alrededor del doble de mujeres que de hombres).

El programa incluye herramientas específicas como Major a casa, Menjar a casa, teleayuda o la petición de ayuda en la residencia municipal de la tercera edad. La meta pasa por prestar atención de carácter personal cuando la situación individual o familiar sea de especial necesidad, “procurando la permanencia de la persona en su núcleo familiar o de convivencia de origen”.

Por otra parte, 21 personas solicitaron el carné de familia monoparental y cuarenta y dos hicieron lo propio con el de familia abundante, mientras que el departamento gestionó 55 tarjetas de parking para personas con discapacidad.

Además de esto, la plantilla registró 161 solicitudes de dependencia (142 iniciales y diecinueve de revisión), como 154 valoraciones efectuadas a lo largo de dos mil veintiuno y veinticuatro correspondientes al seguimiento de casos. Cabe apostillar que estos veinticuatro seguimientos se distancian del 5 por ciento obligatorio del total de casos que perciben la prestación económica para cuidados en el ambiente familiar y apoyo a personas cuidadoras no profesionales.

La gestión de los Servicios Sociales incluye asimismo el programa de atención a la familia y la infancia, el de atención a población inmigrante y el de Barrios Inclusivos, que atiende las necesidades específicas de Botànic, Fátima, Corell y la Vila, que programan actividades y propuestas continuadas para fomentar la adaptación y participación social.

Salir de la versión móvil