Benicàssim aprueba el presupuesto para el 2021 que asciende a 28,4 millones de euros

La aprobación ha contado con los votos a favor del equipo de gobierno (PP y Cs) y Ara Benicàssim, la abstención del PSPV y Compromís y el voto en contra del edil del grupo de no adscritos

El Ayuntamiento de Benicàssim ha aprobado hoy las cuentas municipales para el presente ejercicio 2021. Una aprobación que ha contado con los votos a favor del equipo de gobierno (Partido Popular y Ciudadanos) y Ara Benicàssim, la abstención del PSPV y Compromís, y el voto en contra del edil del grupo de no adscritos.

El presupuesto municipal asciende a 28.404.324,04 euros, con todos los parámetros de estabilidad financiera, con inexistencia de déficit inicial y, como ha explicado la alcaldesa, Susana Marqués, “son unos presupuestos realistas, rigurosos y se han trabajado desde la responsabilidad y la seriedad, buscando principalmente continuar impulsando el desarrollo económico de Benicàssim y la mejora de los servicios que prestamos a nuestros vecinos, con el objetivo de incrementar su calidad de vida”. La primer edil ha continuado diciendo que “hemos apostado por priorizar la mejora de los servicios que tenemos contractualizados y que este año deben salir a nueva licitación, sin olvidar el necesario marcado carácter social que, ahora más que nunca, deben de contener las cuentas municipales, intentando mitigar la grave situación actual provocada por la crisis sanitaria, social y económica que estamos padeciendo en nuestro país, desde hace ya un año”.

En ese sentido, las cuantías económicas vinculadas a ayudas y programas sociales para los colectivos más vulnerables serán partidas ampliables por lo que se podrán incrementar conforme a las necesidades que se produzcan durante el ejercicio a través de remanentes, “porque nuestra prioridad son las personas y llegaremos hasta donde haga falta para que nadie se quede atrás, convencidos de que ante la crisis originada por la pandemia del Covid-19, nuestros vecinos no pueden esperar”, ha añadido Susana Marqués.

Unos presupuestos elaborados “desde el pragmatismo y el sentido común sobre el presente, pero también sin perder la visión de futuro para lograr la recuperación. De ahí el compromiso de racionalizar el gasto, y adaptarlo a este año covid”, ha indicado también la primer teniente alcalde, Cristina Fernández quien ha añadido que para el presente ejercicio se ha apostado por continuar “como Destino Turístico Inteligente donde la sostenibilidad económica, social y medioambiental esté en el centro de todas nuestras políticas y donde la cultura forme parte de nuestro ADN y lo haga en un municipio seguro a todos los niveles y con una calidad de vida envidiable para vivir, para trabajar, para venir de vacaciones y en definitiva para salir adelante una familia con la garantía de la mejor calidad de vida posible”.

En cuanto a las líneas básicas del presupuesto municipal, en el capítulo de impuestos directos se produce una disminución del 1,92%, respecto al presupuesto del año anterior, como consecuencia de la reducción del tipo de gravamen del IBI, aprobada para el ejercicio 2021, lo que supone una minoración de ingresos de 382.000 euros. “Esta rebaja del IBI supone seguir nuestro compromiso político de aliviar la carga fiscal a la ciudadanía sin mermar los servicios y destacar que en estos diez años ha dejado de ingresar por IBI, más de 2 millones de euros”.

En este punto indicar que dentro del capítulo de tasas y precios públicos, “continuamos en la línea de congelar, un año más, los precios de las actividades que ofertamos desde este ayuntamiento”, ha informado Marqués.

Respecto al gasto corriente, señalar el aumento de la partida para poder atender al suministro de agua desaladora y que asciende a 843.210,19 euros. “Hemos presentado mociones y seguiremos exigiendo al Gobierno central que asuma este coste porque el agua es un bien general y un interés de todos”.

En cuanto al capítulo de inversiones asciende a 205.942,56 euros y se sumarán los remanentes de tesorería procedentes de la liquidación del ejercicio anterior. Las inversiones reflejadas en el presupuesto son:

– 22.000 euros a señalización

– 15.000 euros a la instalación de farolas solares

– 20.000 euros a mobiliario para Villa Elisa

– 15.000 euros al proyecto para la impermeabilización de la cubierta del polideportivo

–  30.500 al proyecto de vestuarios para el campo de la Carrerasa

– 40.000 a obras y mejoras de pluviales

– 50.000 euros a la regeneración de la playa del Heliópolis.

Además, hasta alcanzar el total de la cuantía, se dejan partidas abiertas que permitan su ampliación como informática  para equipamiento y programas, aplicaciones móviles para turismo e incidencias urbanas, maquinaria en vía pública mobiliario, entre otras.

Especialmente significativo es el hecho de que el 40 % de todas estas inversiones reales, a ejecutarse en 2021, provienen de propuestas de los propios ciudadanos quienes a través de la campaña realizada en noviembre, “nos hicieron llegar sus aportaciones, dando un paso más en democracia representativa y participativa, y seguiremos atendiendo sus peticiones a través de la incorporación de remanentes para seguir entre todos mejorando Benicàssim”.

La alcaldesa ha reiterado el agradecimiento “al esfuerzo realizado a los funcionarios de los servicios económicos del ayuntamiento, con su concejal Arturo Martí a la cabeza, a los funcionarios de los diferentes departamentos municipales, así como a todos los concejales del equipo de gobierno, liderando conjuntamente un proyecto de ciudad que persigue un  Benicàssim mas próspero para todos. Un Benicàssim que mire al futuro con optimismo y esperanzado”.

Deja un comentario