Campaña de vigilancia de la DGT en carreteras con obras

Campaña de vigilancia de la DGT en carreteras con obras

La Dirección General de Tráfico ha iniciado esta semana una nueva campaña de vigilancia enfocada en las zonas de obras en las carreteras interurbanas.

 

Esta campaña, que comenzó hoy y se extenderá hasta el domingo 9 de junio, busca hacer hincapié en la importancia de respetar los límites de velocidad establecidos en los tramos en obras, ya que estos son uno de los principales factores de accidentes mortales para los trabajadores que laboran en las vías abiertas al tráfico.

La Estrategia Española de Seguridad Vial 2030 reconoce la seguridad en las carreteras como un área estratégica, en línea con el enfoque del sistema seguro integrado. En este sentido, se enfoca en potenciar soluciones de diseño y procedimientos de gestión de la seguridad de las infraestructuras, así como una gestión del tráfico segura, sostenible e inteligente.

Una de las acciones destacadas es la anticipación en tiempo real de las advertencias sobre la proximidad de obras en ejecución, con el fin de brindar a los conductores el tiempo necesario para ajustar su conducción a estas circunstancias.

Por lo tanto, los agentes de tráfico de la Guardia Civil y de las Policías Autonómicas que participen en esta campaña prestarán especial atención a las obras en todo tipo de carreteras interurbanas que afecten a la calzada y/o modifiquen el trazado de los carriles, incluidos los tramos en túnel.

El objetivo es contribuir a reducir comportamientos de riesgo durante la conducción en estas zonas, como la velocidad inadecuada, las distracciones y los adelantamientos.

SINIESTRALIDAD EN ZONAS DE OBRAS

Según datos preliminares del Registro Nacional de Víctimas de Accidentes de Tráfico, en 2023 se registraron un total de 131 siniestros de tráfico relacionados con trabajos de mantenimiento y conservación en carreteras. De estos, 21 involucraron a operarios que trabajaban o caminaban por la calzada o en sus proximidades (peatones), mientras que los otros 110 implicaron a operarios de conservación y mantenimiento dentro de sus vehículos.

Aunque las fuentes estadísticas sobre siniestralidad vial y laboral no siempre presentan variables consistentes, existen estudios técnicos e investigaciones académicas que arrojan algunas conclusiones relevantes. Por ejemplo, la mayoría de los siniestros en obras de mantenimiento de vías son atropellos, principalmente perpetrados por vehículos ajenos a la obra, y muchos de estos ocurren durante la señalización de las obras. Además, la velocidad es el factor más influyente en este tipo de accidentes.

Relacionados  Restricciones y servicio de transporte Romería Magdalena 2024

SEÑALIZACIÓN DE OBRAS

Cada día, en promedio, se llevan a cabo 500 obras en distintos puntos de las carreteras, generando más de 100,000 incidencias de gestión de tráfico al año, como cortes de tráfico, estrechamiento de carriles y desvíos, que requieren señalización.

La señalización en los tramos de obras cumple una doble función. Por un lado, ordena el tráfico para adaptarlo a las nuevas condiciones de la vía y, por otro, prepara la circulación para la presencia de operarios trabajando en la calzada para protegerlos adecuadamente. Es crucial que la señalización en estos casos brinde a los conductores la máxima información posible para que puedan ajustar su conducción a las circunstancias específicas de cada situación.

Para garantizar esto, se utiliza una señalización específica para obras, cuya disposición está regulada por la «Instrucción 8.3-IC. Señalización, balizamiento, defensa, limpieza y terminación de obras fijas fuera de poblado» del Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana, para carreteras de titularidad estatal. Además, el departamento ha elaborado una monografía técnica llamada «Señalización móvil de obras» para una mejor utilización de estas señales.

Esta señalización se clasifica en señales de posición, colocadas en el entorno inmediato de la obra, y señales de preaviso que permiten a los usuarios anticipar su reacción y ajustar su conducción con suficiente antelación.

La implementación y colocación de estas señales constituyen una de las tareas más peligrosas para los operarios de carreteras, ya que pueden sorprender a los conductores que no están advertidos. En este sentido, la Dirección General de Tráfico ha establecido como objetivo aumentar la seguridad en las vías mediante la «advertencia en tiempo real de la proximidad a obras en ejecución» a través de paneles luminosos informativos.