Carrasco: “La falta de previsión del gobierno de Amparo Marco trae el despido de las telefonistas del Centro Integral de Seguridad y Emergencias de Policía Local”

La portavoz del Grupo Municipal Popular en el Ayuntamiento de Castellón, Begoña Carrasco, alerta de que “después de haber prescindido, recientemente, de las trabajadoras del Servicio de Atención Domiciliaria Educativa (SADE) y de permitir el despido de una decena de trabajadoras del centro de acogida de menores de Penyeta Roja, ahora envían al paro a las telefonistas que desde hace 11 años venían prestando un servicio de atención a la ciudadanía y todo por la falta de previsión del gobierno municipal que tendría que haber contemplado su situación antes de llegar a este punto”, señala.

“Un nuevo recorte de personal, por parte de PSOE, Compromís y Podemos, que  decían venir a rescatar personas y están haciendo todo lo contrario. Están destruyendo empleo coincidiendo con un inicio de año malo para la ciudad, donde el mes de febrero se ha cerrado con 139 desempleados más que en el mes de enero, y a su vez desde que ha empezado el año ya son 657 los castellonenses en paro. Eso significa que desde que empezó el año 2020, 11 castellonenses están perdiendo su empleo al día”, explica.

La portavoz del Grupo Municipal Popular en el Ayuntamiento de Castellón, Begoña Carrasco, denuncia, una vez más, la falta de previsión del gobierno municipal de Amparo Marco, que conlleva el despido de las telefonistas del Centro Integral de Seguridad y Emergencias de Policía Local. “Los que decían venir a rescatar personas están haciendo todo lo contrario”, señala. En esta ocasión se trata de las telefonistas que venían prestando servicios de atención ciudadana desde hace 11 años y se encuentran ahora con el fin de contrato. “Precisamente hemos preguntado hoy en Comisión Informativa al gobierno municipal al respecto. Recientemente les han comunicado el cese del contrato que venían renovando, de manera continuada cada año, sin que nadie del gobierno municipal les hubiera alertado previamente”, explica Carrasco.   

 

Para los populares estos ceses de contrato, que deberían haberse previsto antes para no llegar a esta situación, se suman al despido de las trabajadoras del Servicio de Atención Domiciliaria Educativa (SADE), “por decisión unilateral del gobierno de Amparo Marco de remunicipalizar este servicio sin valorar soluciones que sí se han adoptado  en otros municipios como Vila-real, donde no se han perdido empleos”, recuerda la portavoz popular. Y añade: “Y después de permitir el despido de una decena de trabajadoras, que se hará efectivo el 1 de abril, al cerrar el centro de acogida de menores de Penyeta Roja, sin negociar con la Conselleria de Mónica Oltra poder reubicar a las profesionales”.

Y lo más preocupante de todo para Carrasco, es que estos despidos se producen coincidiendo con un inicio de año malo, respecto a la evolución del mercado laboral. “El gobierno municipal está contribuyendo a la  destrucción de empleo en la ciudad, donde el mes de febrero se ha cerrado con 139 desempleados más que en el mes de enero, y a su vez 657 más desde el 1 de enero, lo que significa que desde el comienzo del año 2020, 11 castellonenses están perdiendo su empleo al día”, subraya.

“Llama la atención que son precisamente mujeres las afectadas, sobre todo, cuando vemos cómo a día de hoy en la ciudad de Castellón hay 8.519 mujeres sin empleo, frente a los 5.661 hombres, casi 3.000 más. Asimismo, la destrucción de empleo se ceba más en el caso del colectivo de mujeres, puesto que en dos meses, 395 mujeres han perdido su trabajo, frente a 262 hombres”, añade.

Ante este nuevo despropósito, los populares han pedido explicaciones al gobierno de Amparo Marco, “el mismo que en la pasada legislatura permitió el cierre de la guardería infantil San Vicent y de la Casa Cuna para madres sin recursos en la capital”. “Pedimos al gobierno municipal que no fomente más despidos, porque a día de hoy ya son  14.180 los castellonenses que no encuentran trabajo”, apunta la edil popular.

La portavoz del Grupo Municipal Popular en el Ayuntamiento de Castellón advierte de que “hace muchos meses que venimos advirtiendo que las políticas de empleo de Amparo Marco no son las adecuadas para revertir la tendencia negativa del paro en la ciudad de Castellón. Vemos cómo el consistorio o bien despide trabajadores o gasta más de 7 millones de euros en programas que, lejos de generar estabilidad crean empleo temporal, que finalmente devuelve a los beneficiarios de esa ayuda a la cruda realidad del paro”.

Esta política, a juicio de los populares, es pan para hoy, pero hambre para mañana. “El empleo lo generan las empresas, así que de lo que se trata es de favorecer la actividad de las empresas, dándoles facilidades para que puedan desarrollar su actividad o generarla nueva. Para ello se hace necesario activar medidas que incentiven y potencien su funcionamiento, así como abundar en la necesidad de bajar impuestos, para que los castellonenses dispongan de más recursos para poderlos invertir en lo que ellos quieran”, concluye Carrasco.

Deja un comentario