Castellón aborda los riesgos del abuso de las nuevas tecnologías entre menores

La Concejalía de Salud inicia una campaña para concienciar a 1.440 escolares de las consecuencias del mal uso de los móviles

El Ayuntamiento de Castellón ha puesto en marcha una campaña para abordar los riesgos del abuso de las nuevas tecnologías entre los escolares de quinto y sexto de Primaria y concienciar de las consecuencias que un mal uso de móviles, tabletas y otras nuevas tecnologías pueden tener en su salud y en su día a día.

“Desde la Concejalía de Salud somos conscientes de que vivimos en una era donde el uso de las nuevas tecnologías es cada vez más habitual y a edades más tempranas, es por ello que queremos advertir y concienciar a los escolares de los riesgos que un mal uso o abuso de estos aparatos conlleva para su salud, entre otras repercusiones para su normal desarrollo”, ha explicado la edil de Salud, Mary Carmen Ribera.

Ribera ha acudido este viernes a uno de los colegios de Castellón que se han sumado a esta iniciativa, una de las más solicitadas por los centros educativos. En total, desde el departamento de Salud del Ayuntamiento de Castellón se va a abordar este programa en 22 colegios en 55 sesiones por las que pasarán un total de 1.440 alumnos de quinto y sexto de Primaria. La campaña, iniciada en septiembre, se prolongará hasta el próximo 4 de noviembre.

Con este proyecto, los alumnos y alumnas reciben información sobre los riesgos del mal uso de las nuevas tecnologías, pero también sobre herramientas y opciones saludables a tomar cuando detecten que se está produciendo una posible adicción.

Las charlas se dividen en varios bloques en los cuales el alumnado pueden conocer el funcionamiento del cerebro y cómo se producen las adicciones para llegar a entender cómo la utilización inadecuada y en exceso de las nuevas tecnologías interviene en esta anomalía.

Entre las consecuencias de un posible abuso, mediante esta acción se les informa de los daños a la salud como dolores de cabeza, alteraciones de la visión, deformación de la columna, cuello y dedos, insomnio… También de las alteraciones y dificultades en el desarrollo y gestión de las emociones como, por ejemplo, problemas de ansiedad, inadecuada gestión de la ira y la agresividad, aislamiento, sedentarismo físico y mental, etc.

Por último, esta campaña también evalúa las ventajas de las nuevas tecnologías y cómo van a formar parte de sus futuras vidas profesionales y facilita herramientas para autorregular el uso de móviles, tabletas y demás aparatos tecnológicos.

Deja un comentario