Castellón invierte 1,3 millones en mejorar las dotaciones del servicio de bomberos desde 2015

La alcaldesa destaca el proceso de mejora de medios y actualización de equipos en los últimos cinco años

El Ayuntamiento de Castellón ha invertido cerca de 1,3 millones de euros en mejorar los medios materiales del servicio municipal de bomberos en los últimos cinco años. La alcaldesa de Castellón, Amparo Marco, ha destacado que este esfuerzo inversor en el cuerpo de bomberos se viene realizando desde la llegada al gobierno municipal en 2015, lo cual ha permitido mejorar las dotaciones y actualizar los equipos del Servicio de Prevención, Extinción de Incendios y Salvamento (SPEIS) del Ayuntamiento de Castellón.

Marco ha recalcado que esta apuesta inversora “repercute en una mayor capacidad de respuesta ante las emergencias”. “En 2015 iniciamos un proceso de mejora de medios y de actualización de equipos gracias a inversiones que rozan los 1,3 millones con los que se han adquirido cinco vehículos y otros medios materiales para el desarrollo de las funciones y para el trabajo diario del servicio de bomberos”, ha indicado. En total, en los últimos cinco años se han realizado inversiones por 1,28 millones de euros, frente a los 155.200 de los siete años anteriores.

Entre las inversiones más destacables está la adquisición en 2019 de un nuevo vehículo autoescalera que alcanza una altura de hasta 32 metros, por valor de 892.713 euros. “En los últimos años se ha venido renovando y actualizando la flota de vehículos y el material de seguridad y rescate del servicio de bomberos”, ha apuntado el concejal de Seguridad Pública y Emergencias, David Donate. El vehículo autoescalera es el que se utiliza en la mayor parte de las actuaciones.

Este proceso de mejora incluye la adquisición de un nuevo vehículo de transporte mixto ligero, tipo pick-up, que ha sido incorporado en 2020, por valor de 47.500 euros, y con el que se ha podido sustituir el anterior, de casi veinte años de antigüedad y que había quedado obsoleto. Donate ha recordado que en 2016 también se adquirió un vehículo autobomba urbano ligero con las características adecuadas para intervenir en zonas de difícil acceso y calles más estrechas como las del casco antiguo de Castellón. “Una inversión con la que aumentamos la capacidad de respuesta de nuestro servicio de bomberos”, ha destacado.

En total, en 2016 se realizaron inversiones por 291,292,82 euros; en 2017 por 11.285,29 euros; en 2018 por 21.212,81 euros; en 2019 por 907.619,99 euros y en 2020 par valor de 47.500 euros.

Deja un comentario