CSIF lamenta «la escasez» de patrullas de Policía Local «para velar por la seguridad de 172.500 ciudadanos»

La Central Sindical Independiente y de Funcionarios, CSIF, ha presentado un escrito dirigido al equipo de gobierno municipal en el que reclama que se establezca “cuanto antes” un cupo de servicios mínimos en la Policía Local de la ciudad, con la intención de “garantizar tanto la adecuada cobertura de las necesidades ciudadanas en materia de seguridad como la propia seguridad de los agentes”. Por ello, solicita un servicio mínimo de 27 agentes por turno.

Desde la central sindical han explicado que el hecho de que en estos instantes «no existan» servicios mínimos, hace que en ocasiones, a lo largo de algunas jornadas «la ciudad únicamente disponga de una patrulla de seguridad ciudadana integrada por 2 agentes para velar por el bienestar de una población de más de 172.500 habitantes”.

«Patrulla que, aparte de asumir la seguridad de los diferentes distritos que conforman el casco urbano de la ciudad, debe encargarse de la vigilancia en el Grau, la Marjaleria o las urbanizaciones de montaña», añaden.

“Desde el inicio de la presente legislatura desde CSIF llevamos demandando al Ayuntamiento de Castellón que establezca un cupo de servicios mínimos de la Policía Local integrado por un jefe de turno, tres agentes de Sala, 4 de Atestados y también Investigación de Accidentes, doce de seguridad ciudadana o bien GIP, cuatro agentes de Tráfico y tres de puntos fijos”, han indicado desde la central sindical.

De este modo, han explicado que ello supondría un total de «27 agentes por turno y, si tenemos en consideración que se establecerían seis turnos de mañana, tarde y noche por mes, supondría que de la plantilla de trescientos policías de que dispone la urbe en nuestros días, se destinarían ciento sesenta y dos a servicios mínimos, mientras los ciento treinta y ocho restantes se podrían dedicar a cubrir otras actividades como la policía de barrio, la policía de cercanía o bien otras unidades”.

El servicio se completaría con la puesta en marcha de un turno de reserva que se ocuparía de cubrir las vacaciones, bajas, permisos o bien días libres de los agentes a través de horas extraordinarias.

“Pese a que llevamos desde 2019 reclamando el establecimiento de estos cupos mínimos, en todo en este tiempo, la única respuesta que hemos tenido por parte de la administración es una propuesta simbólica de 17 agentes por turno, 10 menos de lo que pedimos desde CSIF, y que ni tan siquiera cubriría las necesidades mínimas de nuestra ciudad, puesto que en cada turno ni siquiera se llegaría al ratio de 1 agente por cada 10.000 habitantes”, han reseñado desde la central sindical.