El Ayuntamiento de la Vall d’Uixó garantiza el servicio de comedor a 500 menores en verano

Los programas de Escola d’Estiu y Estiu Jove ofrecen una alimentación adecuada en un marco inclusivo y que no diferencia según las posibilidades económicas

El Ayuntamiento de la Vall d’Uixó ha prestado el servicio de comedor a 500 menores durante los meses de verano, gracias a los programas de Escola d’Estiu en julio y agosto y Estiu Jove. La concejala de Servicios Sociales, Marian Artero, ha hecho una “valoración positiva” porque “muchas familias tienen dificultades y este proyecto garantiza que sus hijos e hijas tengan una alimentación adecuada”.

Además el servicio de comedor se presta “en un marco inclusivo y que no diferencia según las posibilidades económicas”, ya que todos los participantes “podían optar y abonar la cantidad correspondiente o beneficiarse de las becas”, ha explicado la edila. Además se complementa con una propuesta “lúdica y de ocio educativo para el tiempo de vacaciones escolares, favoreciendo también la conciliación laboral, familiar y personal”.

Durante el mes de julio la Escola d’Estiu ha contado con la modalidad tradicional y las temáticas (triatlón, natación, baile y circo, inglés y multiaventura), en una iniciativa que tras los cambios de los últimos años “se adapta mejor a los intereses y potencialidades de los niños y niñas”. Y esto se ha trasladado a las cifras, ya que las inscripciones aumentaron un 10% respecto a la edición anterior.

En agosto la escuela de verano, en una versión más reducida, se ha centrado en las actividades artísticas: pintura, cerámica, teatro, bailes tradicionales y música. Asimismo “se ha tratado con normalidad la diversidad funcional y la inclusión”, uno de los objetivos transversales de las acciones que se plantean desde el área.

Por su parte, el Estiu Jove ha estado dirigido a adolescentes de 12 a 18 años y la participación se ha duplicado (de 50 inscritos el año pasado a 100). Artero ha destacado que este es “un programa inclusivo con participantes de diferentes nacionalidades y posibilidades económicas, que han disfrutado de actividades de piscina, playa, talleres y juegos”. Este año también han colaborado con el proyecto social Barris Inclusius.

Deja un comentario