El barrio El Corell de Almassora tiene diez candidatos que optan a su regeneración

El departamento de Contratación del Ayuntamiento de Almassora ha cerrado el plazo de presentación de ofertas para la remodelación del barrio Corell con diez empresas candidatas. El consistorio ha licitado los trabajos de regeneración por valor de 1.173.831,51 euros con un plazo de ejecución de diez meses. Cabe destacar que se trata de la mayor inversión de 2022 en un solo distrito y que cuenta con la cofinanciación de los fondos FEDER y el Ayuntamiento al cincuenta por ciento.

El personal del área de Contratación ya trabaja para plantear a adjudicación a la compañía con mejor valoración de las 10 candidatas y de esta forma hacer una actuación necesaria en uno de los puntos con mayor humillación del ayuntamiento.

En las próximas semanas, el consistorio va a estudiar la mejor oferta económica unida a la empresa que cumpla con los requisitos pedidos. Los trabajos renovarán un distrito que ha ido recibiendo mejores puntuales en los últimos tiempos y ahora convertirá por completo su ambiente.

El equipo de gobierno presentó al vecindario el pasado mes de septiembre la actuación prevista y recogió las aportaciones vecinales que asimismo han sido incluidas en el proyecto.

La renovación de Corell apostará por empiedres absorbentes que evitarán los inconvenientes frecuentes de inundaciones en la zona, además de mejorar la accesibilidad y las infraestructuras urbanas del distrito. La firma Ingenio Gestión y Técnica S.L. diseñó el proyecto el año pasado con las claves aportadas por los técnicos municipales.

Entre los objetivos de la rehabilitación destaca: la reforma de la red de abastecimiento, la renovación de los tramos de la red de residuales que presentan inconvenientes, la implantación de una red de pluviales que evite inundaciones y la mejora de servicios urbanos como la red de telecomunicaciones y eléctrica.

Por otra parte, los trabajos dirigidos a acrecentar las condiciones de accesibilidad peatonal restringirán el tráfico de automóviles por las calles del barrio.

Cabe recordar que es uno de los proyectos urbanísticos más copioso de la legislatura al incluir el tratamiento superficial, la adecuación de las instalaciones existentes y el fomento de la inclusión social, entre otros.

Concretamente, la intervención eliminará barreras arquitectónicas en las aceras, incorporará nuevo moblaje y va a mejorar los servicios públicos que ya existen en la zona. La señalización y jardinería del distrito también sufrirán variaciones que modificarán por completo la configuración de Corell.

Finalmente, la alcaldesa de Almassora, Merche Galí, ha declarado que “no es una casualidad que se hayan presentado hasta 10 empresas para remodelar por completo Corell, puesto que es una inversión muy cuantiosa y atrayente para las compañías”. “Ejecutaremos toda la actuación sin fraccionar los trabajos ni dividirlos con el propósito de incordiar lo menos posible al vecindario”, ha afirmado la primera edil.