El CSIF critica la decisión de Puig de eliminar el CICU de Castellón y que se descentralice el 112

La Central Sindical Independiente y de Funcionarios CSIF ha denunciado que el presidente de la Generalitat Valenciana, Ximo Puig, haya anunciado la próxima descentralización del servicio de recepción de llamadas de emergencia 112 mientras, al mismo tiempo, decide eliminar los Centros de Información y Coordinación de Urgencias (CICU) de Castellón y Alicante para centralizar el servicio en Valencia.

“Nos parece totalmente incongruente que el Consell, después de anunciar la supresión de estos CICU, anuncie ahora la creación de cuatro sedes logísticas, una de ellas en Castellón y otra en la Ciudad de la Luz de Alicante, del servicio de Emergencias 112, que hasta ahora se gestionaba de manera centralizada desde las instalaciones de la localidad valenciana de L’Eliana”, han valorado desde CSIF.

Al respecto, desde la central sindical han recordado que “el 82% de las llamadas que recibe el 112 son relativas a emergencias sanitarias, por lo que nos parece que lo más operativo es que sea cada provincia la que gestione la atención de sus propias urgencias, ya que los profesionales conocen perfectamente la orografía y peculiaridades de su propio territorio, lo que reduce los márgenes de error y los tiempos de espera”.

“Si, tal y como afirma Puig, la descentralización del 112 responde a la necesidad de mejorar la operatividad del servicio y hacer que la atención sea lo más próxima posible a la ciudadanía, reclamamos que se tengan en cuenta estos mismos argumentos para mantener los CICU de Castellón y Alicante, en lugar de suprimirlos siguiendo el criterio totalmente contrario”, han añadido desde CSIF, que han recordado que el futuro profesional de los 60 trabajadores que desempeñaban su labor en ambas sedes “sigue en el aire”.

Así, han valorado que “lo que no tienen ningún sentido es que el 112, que está recibiendo todas las llamadas relacionadas con emergencias desde hace casi dos décadas, la última de ellas atendiendo también las relativas a las urgencias sanitarias, se descentralice ahora alegando una presunta falta de eficiencia y debido a los problemas operativos que supone gestionar las incidencias de las tres provincias desde una única central mientras, al mismo tiempo, la Conselleria opte por aplicar el criterio contrario en el caso de los CICU”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *