El Gobierno presiona a vocales de izquierdas para que dimitan y bloqueen el Poder Judicial

Publicado en ok diario por CARLOS CUESTA 07/09/2021

Revés a Sánchez: tres asociaciones de jueces rechazarán su politización en la apertura del año judicial

Pedro Sánchez no parará en sus estrategias para hacerse con el control del Poder Judicial. Ya presiona al PP -infructuosamente- para que pacte un Consejo General (CGPJ) designado por los partidos políticos. Pero ahora ha iniciado otro tipo de presión: una dirigida a los vocales de izquierdas para pretender que dimitan y generen una anomalía, e incluso bloqueo por falta de quórum, en el organismo de gobierno de los jueces.

La nueva apuesta de los socialistas ya está en marcha. La maquinaria de presión se ha lanzado, además, sabiendo que tres asociaciones de magistrados han respondido con mensajes al CGPJ señalando que ninguno de los problemas que se observan se daría si el Poder Judicial fuese elegido por los propios jueces. Es más, las tres asociaciones son mayoritarias y han remitido sus mensajes de cara a la apertura del año judicial llevada a cabo este lunes.

El plan de los socialistas da por hecho que el PP puede mantenerse firme en su actual postura. Y pretende generar una situación insostenible en el CGPJ por medio de escenificar dimisiones que debiliten la imagen de imparcialidad e, incluso, que quiten la posibilidad al Poder Judicial de mantener un quórum necesario para la toma de decisiones.

Este segundo objetivo es difícilmente alcanzable por el PSOE. Pero sí podría ser el bombardeo a la credibilidad del organismo por medio del logro de dimisiones.

Hay que recordar que, según la normativa actual, el Pleno se reúne en sesión ordinaria, a convocatoria del presidente, una vez al mes. Y que debe celebrarse sesión extraordinaria si lo considerare oportuno el presidente o si lo solicitaren cinco vocales, para el ejercicio de alguna de las competencias referidas en el artículo anterior. De igual forma, debe celebrarse sesión extraordinaria si así fuese necesario para dar cumplimiento en plazo a alguna de las competencias atribuidas al Pleno.

Y, en la sesión en la que se tenga que proceder a la elección del presidente del Tribunal Supremo y del Consejo General del Poder Judicial será necesaria, para la válida constitución del Pleno, al menos la presencia de 12 de sus miembros. En los demás casos, para la válida constitución del Pleno será siempre necesaria, como mínimo, la presencia de 10 vocales y el presidente (Artículo 600 LOPJ).

El actual mapa de reparto de los vocales del CGPJ determina un esquema en el que 8 de ellos corresponden realmente a un planteamiento y defensa de los partidos de izquierdas. Es decir, que el PSOE debería activar la dimisión de todos los puramente progresistas, más la de un vocal nacionalista, para lograr bloquear el quórum máximo determinado por la ley.

Dardos de Lesmes al Gobierno

Sea como sea, la apertura del año judicial vuelve a estar rodeada de polémica. El presidente del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ), Carlos Lesmes, cargó este lunes duramente contra la falta de acuerdo para renovar el órgano de gobierno de los jueces pero también contra el ‘asalto a la Justicia’ perpetrado por el Gobierno de Pedro Sánchez que ha limitado sus competencias cuando está en funciones. Lesmes añadió que la ley del Ejecutivo «por la que se establece el régimen jurídico aplicable al CGPJ en funciones» ha venido «a agravar la situación».

«Atendida la trascendencia que esta reforma tiene para el órgano al que la Constitución encomienda la garantía de la independencia judicial, durante la tramitación parlamentaria se solicitó por el Consejo poder emitir su opinión -como resulta obligado en todos los proyectos de ley que afectan a su organización y funcionamiento- y se interesó también que se recabara informe de la Comisión Europea para la Democracia por el Derecho, la llamada Comisión de Venecia, así como que se oyera a todos los agentes afectados, muy especialmente a las asociaciones judiciales, siendo todas estas peticiones desatendidas», explicó.

Lesmes se refirió igualmente a las excusas del PSOE y Podemos para realizar esos cambios. Lesmes dijo que «se han querido fundamentar en una pretendida pérdida de confianza parlamentaria» de la institución «como ocurre con el Gobierno en funciones, ignorando que el Consejo goza, por voluntad constitucional, de plena autonomía respecto de los demás poderes públicos, sin que medie vinculación de dependencia política alguna de las Cortes Generales». Y añadió: «La justificación de la necesaria renovación del Consejo no resulta del cambio de composición de las Cámaras, como algunos sostienen, sino exclusivamente de la finalización del plazo del mandato establecido en la Constitución».

Sea como sea, la presión de Sánchez al PP, por otra parte, ha chocado ya con el posicionamiento de tres de las asociaciones de jueces y magistrados: la Asociación Profesional de la Magistratura (APM), la Asociación Judicial Francisco de Vitoria (AJFV), y el Foro Judicial Independiente (FJI). Se trata de asociaciones mayoritarias en el campo judicial: acumulan más de 2.500 jueces y magistrados. Y su mensaje no respalda en absoluto las presiones del Gobierno.

Las tres asociaciones han dirigido ya mensajes al Poder Judicial señalando que el actual modelo de elección de los vocales del CGPJ debe ser reformado. Y que debe volverse al esquema fijado inicialmente por la Constitución de designación por los propios jueces. Sin injerencia política.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *