El PP pide a Marco que “escuche” a los comercios de la calle Zaragoza, que piden “más iluminación y mejores accesos” para dinamizar las ventas

La concejala del Grupo Municipal Popular en el Ayuntamiento de Castellón María España ha explicado que “a la caída de ventas que han experimentado los establecimientos debido a la pandemia se suma la ausencia de medidas efectivas para revitalizar las compras en una zona de la ciudad que ha visto empeorar su accesibilidad en los últimos años”.

“Los comercios de esta calle denuncian que, pese a que pagan impuestos de primera, por estar situados en pleno corazón de la ciudad, las campañas que se desarrollan para dinamizar el centro no llegan más allá de la avenida Rey Don Jaime, por lo que se sienten desatendidos por un equipo de gobierno que no está impulsando medidas realmente efectivas para fomentar las ventas en un mes comercial por excelencia, como el de diciembre”, ha indicado.

La concejala del Grupo Municipal Popular en el Ayuntamiento de Castellón, María España, ha pedido a la alcaldesa de Castellón, Amparo Marco, que “dé una vuelta por la calle Zaragoza de la ciudad y escuche las peticiones de los comerciantes” que, entre otras necesidades, “reclaman que se mejore la iluminación de esta vía de la ciudad y mejore los accesos” para dinamizar las ventas, especialmente de cara a las fiestas navideñas.

 

España, que ha visitado esta céntrica vía de la ciudad dentro de la ronda de contactos con los responsables de diversos establecimientos de las zonas comerciales de la ciudad junto con la también concejala del Grupo Municipal Popular Susana Fabregat y la representante del PP en el Consejo de Comercio de Castellón, Gracia Rodríguez, ha explicado que “a la caída de ventas que han experimentado los establecimientos debido a la pandemia se suma la ausencia de medidas efectivas para revitalizar las compras en una zona de la ciudad que ha visto empeorar su accesibilidad en los últimos años”.

 

La concejala del Grupo Municipal Popular ha explicado que “por un lado, los comercios lamentan la deficiente iluminación que caracteriza la calle Zaragoza, lo que se hace especialmente patente durante los meses de invierno, una circunstancia que, lejos de invitar al consumo, hace que la calle resulte muy poco atractiva para los potenciales clientes, ya que se queda muy oscura, lo que genera sensación de tristeza”.

 

“A ello se suman las dificultades de acceso para los clientes que antes venían de otros municipios vecinos, que han visto cómo cada vez les resultaba más complicado llegar con su vehículo hasta el centro de la ciudad y han optado finalmente por dejar de comprar en los establecimientos tradicionales y acudir a las grandes superficies  de la periferia, donde sí tienen facilidades de aparcamiento”, ha añadido.

 

A su vez, España ha indicado que “los comercios de esta calle también denuncian que, pese a que pagan impuestos de primera como en el caso del Impuesto de Bienes Inmuebles (IBI), por estar situados en pleno corazón de la ciudad, las campañas que se desarrollan desde instituciones como el Ayuntamiento de Castellón para dinamizar el centro no llegan más allá de la avenida Rey Don Jaime, por lo que se sienten desatendidos por un equipo de gobierno que no está impulsando medidas realmente efectivas para fomentar las ventas en un mes comercial por excelencia, como el de diciembre”. En ese sentido, ha recordado que “si el equipo de gobierno no alivia la presión fiscal en una ciudad que roza las 16.000 personas desempleadas, la contención del gasto por parte de una ciudadanía que ve cada vez su futuro con mayor incertidumbre tampoco favorece la recuperación económica de un sector que, en algunos casos, ha visto caer sus ventas en más de un 85%”.

 

Por ello, España ha pedido a la alcaldesa de la ciudad, Amparo Marco, que “además de aliviar la presión fiscal, arbitre medidas que hagan más atractivas las calles del centro de la ciudad y que, además de reforzar la iluminación, no solo durante la campaña navideña, facilite el acceso al centro a los potenciales clientes con medidas como el reparto de plazas gratuitas de aparcamiento o campañas efectivas de dinamización, como las que propusimos desde el PP y que planteaban crear una línea directa de ayudas al comercio por valor de 600.000 euros con bonos al consumo para bonificar las compras o la creación de una línea de ayudas directas para pymes y autónomos por valor de 3 millones de euros, iniciativas para ayudar al sector a incrementar su porcentaje de ventas y, por tanto, recuperarse económicamente tras una temporada más que complicada debido a la crisis derivada de la pandemia”.

Deja un comentario