El PP se interesa por cómo está afectando a los enfermos de Alzhéimer la tercera ola de la pandemia y reivindica ayudas para este colectivo de riesgo

La concejala del Grupo Municipal Popular en el Ayuntamiento de Castellón Susana Fabregat, junto con la diputada del PP en Les Corts Marisa Mezquita ha mantenido un encuentro con el presidente de la Fundación Alzhéimer Salomé Moliner, Emilio Marmaneu, y la gerente, Silvia Ramos, interesándose por cómo están resistiendo a la pandemia los pacientes de Alzhéimer en un momento en el que el virus está desbocado y la propagación de contagios al alza está siendo ‘muy preocupante’.

Fabregat les ha trasladado, en nombre del Partido Popular, total predisposición para atender a sus necesidades ya que se trata de un colectivo de riesgo. “La complicada crisis sanitaria, económica y social que estamos viviendo obliga a las administraciones a dedicar una atención especial a los más vulnerables. En el caso de los enfermos de Alzhéimer urge reabrir La Pineda y agilizar los procedimientos burocráticos para que las ayudas económicas lleguen a las familias”, señala. 

La concejala del Grupo Municipal Popular en el Ayuntamiento de Castellón Susana Fabregat, junto con la diputada del PP en Les Corts Marisa Mezquita ha mantenido un encuentro con el presidente de la Fundación Alzhéimer Salomé Moliner, Emilio Marmaneu, y la gerente, Silvia Ramos, interesándose por cómo están resistiendo los enfermos de Alzhéimer a la pandemia en un momento en el que el virus está desbocado y la propagación de contagios al alza está siendo ‘muy preocupante’.

Fabregat se ha interesado por el proceso de vacunación en este colectivo de personas de riesgo que en breve empezará a recibir las dosis. En este sentido, Fabregat ha señalado la importancia de que Castellón cuente con un Plan de vacunación específico para la ciudad que resuelva las dudas que el proceso de vacunación sigue generando entre la ciudadanía.

La edil popular ha trasladado a la Fundación, en nombre del Partido Popular, su total predisposición para atender a sus necesidades, “porque en un momento de crisis sanitaria como el actual, donde los nuevos casos positivos en la provincia rozaban los 700 esta misma semana; los centros de salud están saturados y los hospitales llevan el mismo camino con un número de camas UCI ocupadas que preocupa seriamente a los propios sanitarios, es necesario estar al lado y atender a los colectivos más vulnerables”, señala.

Fabregat ha recogido las necesidades de la Fundación Alzhéimer Salomé Moliner, entre ellas, la regulación de los centros de día y las residencias; la importancia de contar con Unidades de Respiro en cada barrio; que se agilice la residencia para enfermos de Alzheimer de Vila-real o potenciar los bancos de cerebros en los hospitales en favor de la investigación de esta enfermedad, entre otras muchas.

La concejala del Grupo Municipal Popular reivindica la importancia de colaborar desde las administraciones públicas con los colectivos más vulnerables, en el caso del Alzhéimer “garantizar las ayudas con las que poder desarrollar los programas que consiguen grandes avances en los pacientes, retrasando los efectos de la enfermedad del Alzhéimer; avanzando en  apertura del centro de día para enfermos de Alzhéimer y otras demencias, La Pineda, que continua cerrado o agilizando los procedimientos burocráticos para que las ayudas económicas lleguen sin demora”, concluye.

Deja un comentario