España solicita que el Ayuntamiento de Castellón realice test masivos en los colegios para empezar el curso con más garantías

La concejala del Grupo Municipal Popular en el Ayuntamiento de Castellón insta al equipo de gobierno de Amparo Marco a que imite a otros consistorios, caso de Vall d’Alba, que va a realizar la prueba a los alumnos y docentes de la localidad, con el fin de poder iniciar el curso con más garantías frente al Covid-19, y también a que se implante la figura de la enfermera escolar, tal y como prometió en su día.

“Ya sabemos que los test no son la vacuna, pero ahora mismo, a falta de remedio, se ha comprobado que la información es la herramienta más potente para prevenir los contagios, puesto que permite aislar los posibles casos de personas asintomáticas”, señala, y lamenta que, “desde el inicio de la pandemia, todos los municipios han puesto en evidencia al equipo de gobierno de Castellón, que no ha tomado ninguna medida extra. Es el momento de que pasen a la acción”, ha subrayado.

La concejala del Grupo Municipal Popular en el Ayuntamiento de Castellón, María España, solicita que el equipo de gobierno de la capital active una línea de financiación para abordar la realización masiva de test en todos los centros educativos de la capital, al tiempo que incorpore la figura de la enfermera escolar, con el fin de dar garantías sanitarias a las familias respecto al Covid-19.

“En menos de tres semanas comienza el nuevo curso escolar. Las familias son ahora mismo un mar de dudas y se hace necesario responder a todas las cuestiones que ahora mismo tienen, porque la situación sanitaria es muy complicada”, ha subrayado España.

La edila del Partido Popular asegura que “hace muchas semanas que la Conselleria de Educación, competente en la materia, dio unas directrices a los centros educativos, pero la realidad es que el panorama ha cambiado enormemente, puesto que estamos inmersos en la segunda ola de la pandemia, los brotes y los contagios se han multiplicado, pero seguimos con las mimas normas que entonces, como si nada pasara”.

En este sentido, María España insta al “gobierno municipal de Amparo Marco que imite lo que ya están haciendo otros municipios, caso de Vall d’Alba, gobernado por el Partido Popular, que acaba de anunciar que va a realizar test rápidos de detección del Covid-19 entre los alumnos y docentes de sus centros educativos: colegio, guardería infantil e IES. Ya sabemos que los test no son la vacuna, pero ahora mismo, a falta de remedio, se ha comprobado que la información es la herramienta más potente para prevenir los contagios, puesto que permite aislar los posibles casos de personas asintomáticas”.

“Desde el inicio de la pandemia, venimos pidiendo que el Ayuntamiento de Castellón arrime el hombro, impulsando la realización de test masivos y distribuyendo mascarillas y equipos de protección, desde el punto de vista sanitario, y también aprobando medidas económicas que permitan dinamizar la economía y minimizar el paro. Hasta ahora, todos los municipios han puesto en evidencia al equipo de gobierno de Castellón, que no ha tomado ninguna medida extra. Es el momento de que pasen a la acción”, ha subrayado España.

Asimismo, la edila Popular recuerda que “a los padres de los estudiantes se les va a hacer firmar una declaración responsable en la que acrediten que los menores no están contagiados de Covid, lo lógico sería que esta información, de vital importancia para evitar contagios masivos en centros, esté refrendada por un análisis clínico, es decir, con plena garantía científica”.

La concejala responsable de Educación en el PP de la capital de la Plana también pide “medidas unificadas para todo el territorio español, porque no puede ser que haya 17 programas para cada comunidad, y a su vez, que cada centro tome las medidas y las acciones que considere necesarias, por libre… No puede haber tanta dejadez, y el Ayuntamiento, junto con la Conselleria de Educación de la Generalitat Valenciana, tiene una responsabilidad directa”, ha señalado.

ENFERMERA ESCOLAR

Precisamente, la concejala del PP en el Ayuntamiento de Castellón ha recordado que los Populares vienen reclamando desde hace días la implantación de la figura de la enfermera escolar en los centros educativos de Primaria en la capital, con el fin de que una persona profesional sea la que se encargue de aplicar las medidas sanitarias y de seguridad en cada uno de los centros, “en lugar de cargar toda la responsabilidad en los equipos directivos de los centros, que ni son expertos en la materia ni se pueden encargar de un asunto que nada tiene que ver con la docencia”.

En el caso de la capital de La Plana, existen 43 colegios de Primaria (36 públicos y 7 concertados) que operan en la ciudad. “El equipo de gobierno se comprometió al inicio de la anterior legislatura a implantar este servicio, pero el programa no llega ni a una decena de centros de los prometidos, por lo que ahora proponemos que se dediquen fondos de manera urgente para que todos los centros de educación Infantil y Primaria de Castellón cuenten con enfermera escolar”, ha destacado España, que ha valorado que esta figura “es ahora si cabe aún más necesaria, dado que sería la encargada de supervisar los protocolos sanitarios relacionados con la Covid-19 y actuar en caso de necesidad”.

La concejala del Grupo Municipal Popular ha recordado que “desde el PP llevamos desde 2016 solicitando que se agilicen los trámites necesarios para garantizar la implantación de este servicio, tan importante para velar por la salud integral de los más pequeños, especialmente ahora, ante las medidas sanitarias específicas para frenar la expansión del coronavirus”.

“El Ayuntamiento de Castellón también tiene la obligación de velar por la salud, el bienestar y la seguridad del alumnado de la ciudad, por lo que consideramos absolutamente necesario que el servicio, mediante la contratación de enfermeras, en coordinación con el Colegio de Enfermeros de Castellón, llegue con garantías a todos los centros educativos de la ciudad, cuando éstos abran sus puertas tras el verano”, ha indicado María España.

Según los cálculos realizados por parte del Colegio Oficial de Enfermería, el coste de implantar la figura de la enfermera escolar en los colegios de Infantil y Primaria en la ciudad sería de unos 604.000 euros, “una cantidad que debería ser perfectamente asumible en el presupuesto de una ciudad de 180 millones de euros. Es cuestión de prioridades. Es el momento de que el PSPV, Compromís y Unidas Podemos se centre en lo realmente importante, garantizar la sanidad, la educación y la atención a las personas, y más en un momento tan sensible como el actual por el coronavirus”.

Deja un comentario