Europa considera que la ley de amnistía es un «asunto interno» de España

Europa considera que la ley de amnistía es un «asunto interno» de España

Reynders aseguró que la Comisión Europea continuará siguiendo de cerca el desarrollo de la tramitación de la ley.

 

El comisario europeo de Justicia, Didier Reynders, afirmó este miércoles que la Comisión Europea está examinando con atención, independencia y objetividad la propuesta de ley de amnistía enviada por el Gobierno español y mantiene un constante diálogo con las autoridades españolas. Sin embargo, Reynders subrayó que la crisis catalana es un asunto interno de España que debe abordarse de acuerdo con su orden constitucional.

Durante el debate en el pleno del Parlamento Europeo sobre la propuesta de ley de amnistía española, Reynders aseguró que la Comisión continuará siguiendo de cerca el desarrollo de la tramitación de la ley, en preparación para su próximo informe sobre el Estado de Derecho en la Unión Europea, que se publicará en verano de 2024.

Además, Reynders recordó las advertencias previas de la Comisión Europea a España en su informe sobre el Estado de Derecho de julio, especialmente en relación con el Consejo General del Poder Judicial (CGPJ), que genera «grandes preocupaciones«, y el mandato del Fiscal General del Estado. Respecto a la ley de amnistía, señaló que «la Comisión está actualmente analizando el borrador y continúa en contacto con las autoridades españolas».

Realizaremos este análisis de manera minuciosa, imparcial y objetiva para determinar su conformidad con las leyes de la Unión Europea, incluyendo los valores fundamentales establecidos en los tratados.

La Comisión Europea aún no ha completado su evaluación de la propuesta, ya que la recibió hace ocho días, y han pasado dos semanas desde que el comisario Reynders envió una carta al Gobierno español solicitando más información sobre el alcance de la normativa. Reynders indicó que el Ministro Bolaños expresó en su respuesta a Bruselas «su disposición al diálogo» y que está dispuesto a reunirse con la Comisión para proporcionar más detalles sobre el proyecto de ley.

Además, se informó que el Ministro Bolaños tiene planeado visitar Bruselas la próxima semana para explicar a los comisarios del área la ley de amnistía.

Reynders también mencionó que en las últimas dos semanas, la Comisión ha recibido «quejas y cartas de un amplio número de ciudadanos y partes interesadas«.

El debate sobre el Estado de derecho en el Parlamento Europeo de Estrasburgo ha concluido sin un claro vencedor, y con el Comisario de Justicia desempeñando su papel de árbitro sin ofrecer compromisos adicionales más allá de la vigilancia de la ley de amnistía.

Relacionados  Armengol convoca el debate de investidura de Feijóo

Los discursos se sucedieron sin mayores interrupciones, a excepción de algunos representantes de la izquierda, que fueron los más fervientes defensores de la ley de amnistía en términos generales.

Es cierto que en esta ocasión no había un proyecto de ley concreto sobre el cual la Comisión pudiera trabajar, como ha sido el caso en debates anteriores. De hecho, esta falta de un proyecto concreto fue uno de los argumentos de la izquierda durante el debate.

Este debate sobre una ley que aún no ha sido aprobada no tiene precedentes, pero al mismo tiempo, el Comisario Reynders reconoció que la situación es excepcional debido a la gran cantidad de solicitudes, preguntas y ruegos recibidos por la Comisión de ciudadanos, políticos, grupos parlamentarios y asociaciones.

Los partidos liberales, populares y de derecha presentaron ejemplos de cómo afectaría al Estado de derecho y a la independencia judicial la aprobación de una ley de amnistía de este tipo. La izquierda, por su parte, utilizó argumentos más emocionales y trató de comparar la propuesta del PSOE con las 54 amnistías previas.

Lo que quedó claro es que la Comisión no tomaría una posición clara en este debate, independientemente de los intentos de uno u otro lado de influir en su dirección. La situación es delicada y la Comisión no quiere cometer errores.

Reynders se refirió al Informe sobre la situación del Estado de derecho que la Comisión publica anualmente desde hace cuatro años, en el cual criticó al Partido Popular por no renovar el CGPJ. El PSOE aprovechó este punto para criticar al PP, aunque el PP no hizo lo mismo con las demás críticas del Comisario.

En diciembre habrá otra oportunidad para debatir el asunto, probablemente con más que una propuesta de ley en la mano. Solo 70 eurodiputados han estado presentes en el hemiciclo de Estrasburgo, a pesar de que tiene capacidad para 705