Formigues: 48 horas de viaje extramusical submarino

El festival para familias con ganas de divertirse enriquece su agenda de conciertos con 15 espacios para jugar en equipo, escalar y descubrir, iniciarse en el surf o compartir experiencias con pandillas de ballenas y boquerones
El recinto VillaCamp de Benicàssim acoge el 11 y 12 de mayo la séptima edición del macroevento bajo el lema ‘Como el agua’ 

Formigues Festival es música. Mucha. Es Bigott, Kids from Mars y Billy Boom Band. También Landry el Rumbero y su loa a la rumba catalana, el flamenco de Eva Varela; la camaleónica dj Shira Fussion, el rock interactivo de Anita y los Peleles, el arte callejero de Borja Catanessi… Pero en el recinto VillaCamp de Benicàssim, los días 11 y 12 de mayo y de la mano del séptimo Formigues, que aterriza bajo el comprometido y flamenco lema Como el agua, habrá mucho más que música.

Porque Formigues también es sumergirse (y rebozarse) en el preciado arenero de su peculiar playa; iniciarse en el surf y el cajón flamenco; descubrir y escalar; rodearse de una divertida pandilla marina de tortugas bobas, delfines y ballenas; aprender de los cuentos; crecer rapeando o construir con barro tesoros marinos. Cultura, juego libre y cooperativo y diversión en mayúsculas sin límite de edad y para disfrutar en familia. De los 0 a los 99 años en la quincena de espacios extramusicales para recorrer entre concierto y concierto.

Toda la agenda extramusical del Formigues 2019 viene marcada con un reto transversal: sumergir al público en la toma de conciencia medioambiental y “proteger el mar que nos rodea” para devolverle los tonos azules, turquesas y verdes que nunca debió perder. Primera parada: la Playa Formigues, con talleres surferos y múltiples juegos de sensibilización ambiental de la mano de la escuela Surfers Castellón y ONG como Cruz Roja o Pure Clean Earth, entre muchas otras. Segunda: el Formiguesplash!, la más activa, para chapotear sin freno y reflexionar sobre cómo poner nuestro granito de arena para revertir los peligros que amenazan al ecosistema. Aquí el público menudo aprenderá a hacer su propia bolsa de papel, a recuperar el valor de la diversión en equipo mediante los juegos de mesa de Cayro the Games y a ampliar su capacidad artística junto a la Escola Superior de Ceràmica de l’Alcora, además de otras tantas actividades junto a entidades como Baobab, Itinerantur o Seo/Birdlife.

También para pensar y repensar, pero con un poco más de calma, emerge el Foro Formigues & Plastic is Over, con nueve propuestas que abordarán temas como el ecofeminismo, la huella hídrica, el sobreconsumo de plástico, la diversidad familiar o la elaboración de platos saludables.

En la Carpa de Circo las sesiones de yoga y pilates en familia se fundirán con el clown de la compañía Coco y Machete, las danzas del mundo o el taller de Juana Varela Descubriendo el imaginario, donde el juego, la comunicación, el movimiento y la creatividad se unen para explorar nuevos caminos entre la danza y el teatro.

Para las madres y padres el Formigues construye el espacio Sea Parents, un punto de encuentro para el público adulto. El mar de la responsabilidad, de proponer, de escuchar, de intentar mejorar las cosas y, sobre todo, el espacio para aprender y difundir para ser un ejemplo para “nuestros pececillos”. Una coctelera que reúne al proyecto Desmadradas, espacio para madres astronautas a las que les apetece de vez en cuando soltar el mando de la nave espacial; talleres para desestresar el entorno familiar o charlas sobre maternidades subversivas o crianza alternativa.

Y del sector más grande, al más pequeño. Baby-Terráneo es la zona de bebés del Formigues. Un gran banco de peces hablando el mismo idioma y fluyendo por aguas tranquilas y templadas con sus alevines, con sesiones de yoga para madres y sus bebés, un espacio de juegos respetuosos e imaginativos a cargo de Rincón de Duendes Castellón, talleres sensoriales con alimentos o de mindfulness y teatro, entre muchas otras propuestas.

Las bicicletas tuneadas de peces y seres marinos que recorrerán el recinto y los espectáculos de calle La Mar de B, de la compañía Scura Splats (viernes 10 de mayo, 19.30 horas), junto al de la Batucada Borumbaia y Asprona Timbals, de la mano del Rototom Sunsplash, animarán el séptimo aniversario del Formigues. Una edición que contará de nuevo con áreas emblemáticas como la Zona Familiar (con los juegos en formato gigante de El Pájaro Jocs); Ràdio Formigues, con la implicación de la Universitat Jaume I; el Rocódromo reservado para el público más aventurero; la zona de relax La Mar Calmada; el Muro Musical, la Biblioteca, un original Mercadillo y un área de Food Trucks para reponer fuerzas entre tanta actividad.

La organización del festival ha destacado la implicación y colaboración de entidades, profesionales y personas que de manera individual se han unido para hacer realidad “esta marea cultural y social” que integra la agenda extramusical de la cita familiar. “Se ha doblado el número de colectivos colaboradores, lo que demuestra que en este proyecto todos, y todas, tienen cabida. Sin todas estas personas, el Formigues no sería la realidad que es”, ha concluido la directora del festival, Ana Rico.

Deja un comentario