La Diputación inicia los trabajos de limpieza de márgenes y de eliminación de baches en el vial Cabanes-Oropesa

La previsión es que en 4 meses se produzca la reapertura de este camino rural que hubo de cerrarse al tráfico después de un informe de la Guardia Civil alertando de la falta de seguridad vial existente

Con los trabajos de desbroce que el Consorcio Provincial de Bomberos realizará en las cunetas se crearán cortafuegos de prevención ante posibles incendios

La Diputación de Castellón ha iniciado los trabajos de limpieza silvícola de los márgenes del vial Cabanes-Oropesa y el cubrimiento de los numerosos baches existentes en el firme con el objetivo de reabrirlo al tráfico lo antes posible. Así lo ha anunciado el portavoz del equipo de gobierno y diputado de Carreteras, Santi Pérez, quien ha explicado que “el vial hubo de ser cerrado tras la redacción de un informe por parte de la Guardia Civil de Tráfico en el que se advertía de que la seguridad vial no estaba garantizada por la existencia de numerosos baches y porque la vegetación había invadido el firme y tapado la señalítica”. Si los trabajos se desarrollan al ritmo esperado y no surgen contratiempos, “la reapertura se producirá en un plazo aproximado de 4 meses”.

Así lo ha manifestado Pérez en el transcurso de una visita a la carretera en la que ha informado de que la Diputación ha iniciado estas tareas de mejora una vez que la Conselleria de Agricultura, Desarrollo Rural, Emergencia Climática y Transición Ecológica ha marcado las pautas ambientales que deben seguirse en esta zona que se ubica en el entorno del parque natural del Desierto de las Palmas.

De los trabajos de desbroce se encargan operarios del Consorcio Provincial de Bomberos. Se trata de “una actuación muy importante porque al haberse adentrado tanto la vegetación en el vial, se ha generado una preocupante falta de visibilidad para los conductores que ha estado en el origen de muchos de los accidentes que se han producido en los últimos tiempos”. Un peligro que se ha agudizado por el hecho de que la vegetación también ha tapado las señales de tráfico.

“La solución pasa”, según ha explicado el diputado provincial de Bomberos, Abel Ibáñez, “por acometer labores de limpieza desbrozando alrededor de 10 metros a cada lado”. Con esta actuación, “no solo se mejora la visibilidad para los conductores, también se realiza un importante trabajo en materia de prevención de incendios en un entorno muy vulnerable creando cortafuegos”. Gracias a estas actuaciones, “en caso de crisis el vial será accesible para determinado tipo de vehículos del Consorcio que hasta ahora no podía transitar por la zona”.

El diputado de Carreteras, Santi Pérez, también ha incidido en la importancia  que tienen estos trabajos desde el punto de vista de la prevención de incendios “porque aquí no se actuaba desde hace décadas”.

Por su parte, la alcaldesa de Cabanes, Virgina Martí, ha mostrado su satisfacción por el inicio de las obras en el vial Cabanes-Oropesa “porque llevábamos muchos años denunciando el mal estado del firme y la escasa visibilidad existente”. Según ha dicho, “tan solo se realizaban reparcheos que únicamente servían para alargar la agonía de esta vía”.

El portavoz del equipo de gobierno de la Diputación, Santi Pérez, ha aclarado que aunque la actuación del Consorcio Provincial de Bomberos permitirá la reapertura del camino rural en un plazo prudencial de tiempo, “la intención a medio plazo es convertirlo en una carretera de unos 6,5 metros de ancha, ágil y segura”. Un objetivo “que podremos alcanzar aproximadamente en tres años con la actuación conjunta y coordinada de la Generalitat Valenciana, la Diputación de Castellón y los ayuntamientos de Cabanes y Oropesa, siguiendo, por supuesto, las indicaciones ambientales que marque la Conselleria de Transición Ecológica para este enclave que se sitúa en los aledaños del Desierto de las Palmas”.

Deja un comentario