La Diputación mantiene el teletrabajo

Refuerza las medidas sanitarias de los puestos presenciales para adaptar la institución a la nueva normalidad

El presidente de la institución, José Martí, traslada al comité de seguridad laboral y recursos humanos la necesidad de evaluar la situación de cada una de las instalaciones para desarrollar un plan de regreso a la actividad habitual en las mejores condiciones

La Diputación de Castellón mantendrá intacto durante las próximas semanas su compromiso para aplicar el teletrabajo en sus dependencias en toda la provincia de forma paralela al estudio exhaustivo de todos los departamentos para elaborar un plan para adaptarse a la “nueva normalidad”, a la que deberá orientarse todo el país una vez se desarrollen las diferentes fases de desescalada anunciadas por el Gobierno.

El presidente de la Diputación, José Martí, ha reunido esta mañana a los representantes del comité de seguridad laboral y recursos humanos de la casa, a quienes ha avanzado las gestiones de la institución “para que esta nueva normalidad la asumamos en las mejores condiciones para nuestros trabajadores y para atender a los ayuntamientos y a los ciudadanos”.

Martí ha querido en primer lugar agradecer el esfuerzo de la plantilla, “que desde el primer minuto se ha implicado en el teletrabajo sin que ello haya supuesto una merma en el trabajo diario de la casa y en el funcionamiento de la institución, que ha podido mantener sus comisiones, juntas de gobierno y plenos”. Martí ha recordado que, efectivamente, debido al estado de alarma por la pandemia de la COVID-19 “estamos viviendo una situación anómala, pero la institución ha sido capaz de adaptarse como servicio a ayuntamientos y ciudadanos, y en ese camino debemos seguir trabajando para avanzarnos a las exigencias del futuro”.

En este sentido, recalca que “vamos hacia un escenario en el que continúa siendo una necesidad la seguridad de los trabajadores y mantener el teletrabajo”, aunque avanza que “habrá que ir analizando los servicios que tendremos que reforzar a nivel presencial y los medios de protección sanitaria adecuados para empleados y ciudadanos”. Según José Martí, “en esta desescalada la administración local va a ser capital y eso nos exigirá el máximo compromiso para dar los servicios que nos reclaman nuestros municipios”.

Por su parte, el diputado de Hacienda y Recursos Humanos, Santiago Agustí, ha puesto en valor todas las actuaciones de la institución desde incluso antes de la declaración oficial del estado de alarma, “porque nuestra voluntad siempre ha sido proteger a los funcionarios y a los ciudadanos”.

Agustí ha insistido en el teletrabajo como “la fórmula que nos debe guiar las próximas semanas”, pero destaca que se está elaborando un informe de evaluación de las instalaciones y de los servicios que se presta, con el apoyo de los jefes de cada departamento, “para ver y determinar la incorporación de elementos de protección para el trabajo presencial, así como la aplicación de todas las recomendaciones desde el punto de vista sanitario para que “la nueva  normalidad” llegue con todas las garantías”.

En el comité, los representantes sindicales han traslado también la necesidad de reforzar las medidas higiénicas y sanitarias, proponiendo sistemas de control de la temperatura por diferentes métodos, lámparas ultravioleta y todas las actuaciones que refuercen que las personas que acudan presencialmente a trabajar lo hacen en las mejores condiciones de salud.

Según ha remarcado el diputado provincial, las medidas no son estancas “porque los escenarios sanitarios no lo son y pueden cambiar cada semana”, por lo que asevera que “la institución irá trabajando siempre bajo el paraguas de lo que recomienden las administraciones competentes en sanidad, tanto estatal como autonómica”.

Deja un comentario