La Diputación prepara el desbroce y limpieza de cunetas del vial Cabanes-Oropesa tras el informe favorable de la Conselleria de Agricultura y Desarrollo Rural

Los trabajos serán desarrollados en breve por las brigadas de mitigación que coordina el Consorcio Provincial de Bomberos junto a la Generalitat Valenciana

La Diputación Provincial de Castellón iniciará los próximos días los trabajos para limpiar las cunetas de la carretera que une Cabanes y Oropesa tras el informe favorable recibido por parte de la Conselleria de Agricultura, Desarrollo Rural, Emergencia Climática y Transición Ecológica.  Se trata de un primer paso fundamental para poder actuar sobre la CV-1486, que contempla una posterior labor para eliminar los baches y socavones que provocaron, a principios de verano, que se tuviese que cerrar el vial tras un informe de la Guardia Civil que desaconsejaba la utilización de esta carretera.

La Diputación de Castellón, tras conocer este problema el pasado mes de julio, ha trabajado de forma intensa con los técnicos de la casa y con la Conselleria para que la reapertura del vial fuese “una absoluta prioridad”. Tras varias semanas de reuniones y de trabajo, hace unos días se recibió el esperado informe sobre las actuaciones a desarrollar en la conocida como carretera de Miravet, por lo que de inmediato se desplazarán a la zona las brigadas para iniciar la limpieza de los arcenes, pendientes después de que se ponga  fecha a la eliminación de los baches. El desbroce y limpieza, además, es importante como medida de prevención de incendios forestales.

Para el diputado provincial de Carreteras, Santi Pérez, se trata de una noticia “muy positiva porque por fin se va poder actuar en una carretera que supone dar una conexión necesaria entre los municipios de Cabanes y Orpesa y que requería de una urgente actuación, algo que desde la nueva diputación teníamos claro desde que entramos en la institución”.

Virginia Martí, alcaldesa de Cabanes, no ha dudado en dar las gracias por la “buena voluntad de las administraciones, que han entendido el problema de Cabanes”. Martí resalta que “no tiene sentido que una carreta pertenezca a tres administraciones y que la peor parte la tenga la administración más débil”. En cualquier caso, subraya “el cambio de sensibilidad de la Generalitat y de la Diputación Provincial, que se han volcado en solucionar el problema”. Aunque insiste en que  “no ha sido todo lo rápido que esperaba el ayuntamiento”, entiende que  “la Administración tiene los tiempos que tiene, y más con la temporada estival por en medio”.

Fue el pasado 22 de julio cuando el diputado provincial de Carreteras, Santi Pérez, y los técnicos del Área de Carreteras de la Diputación presentaron un documento en la dirección territorial de la Conselleria de Agricultura y Desarrollo Rural con una propuesta de actuación urgente que permitiría la reapertura el vial que conecta los términos de Cabanes y Oropesa. La reunión contó con la presencia del director territorial de la conselleria en Castellón, Toni García, y la alcaldesa de Cabanes, Virginia Martí, que es también diputada provincial.

La propuesta elaborada por los técnicos de la Diputación pasa por tapar los baches existentes y realizar una limpieza de los márgenes del vial para garantizar la visibilidad de los conductores, que en la actualidad no está garantizada por la existencia de una gran cantidad de matorrales y arbolado. Además, se contemplaba una mejora de la protección de los badenes y la reposición de las señales.

El permiso era necesario porque se trata de una carretera que atraviesa el entorno del Paraje Natural del Desert de les Palmes. La propuesta en cuestión pasa por la limpieza y segado de cunetas; el bacheo de diversos puntos; la reposición de medidas de protección en los badenes inundables que cruzan los barrancos; el cambio de la señalización vertical deteriorada y la ubicación de otras que marquen el peligro en las curvas y, finalmente, el repintado de las marcas viales desgastadas al borde de la calzada.

Desde la conselleria se da el visto bueno a estas actuaciones tras analizar las características propias de un vial que constituye el límite físico del Paraje Natural del Desert de les Palmes. Aunque no es en sí espacio natural protegido, sí marca el límite de la Red Natura 2000 y por ello se considera necesario evaluar las afecciones por la proximidad del vial al paraje.

Del estudio se determina que los trabajos previstos no van a afectar a los hábitats de interés comunitario. Respecto a la fauna, se valora poner en marcha medidas técnicas para disminuir la velocidad de tránsito, sobre todo en la entrada y salida de badenes ya que es el paso propicio de animales como los jabalís. Así mismo, se considera importante realizar los trabajos fuera de los periodos de nidificación (de marzo a agosto).

Se trataría de realizar pues una actuación con carácter de urgencia para reabrir el vial y quedaría pendiente una actuación futura integral para construir una carretera más ancha con badenes más altos y seguros, que requerirá la oportuna evaluación ambiental.

Deja un comentario