La Feria de Morella en su 764ª edición se celebrará los días 10 y 11 de septiembre

Renuevan la junta de la Asociación Ferial y ya trabajan en la 764ª edición tras el parón por la COVID-19.

 

Se trata de una de las ferias más antiguas y esenciales de la Comunitat Valenciana. La Fira de Morella es un enorme escaparate de productos de Morella y sirve para reivindicar el ámbito primario de la zona.
La Fira de Morella celebrará su 764ª edición después de que la situación sanitaria derivada por la pandemia de la Covid-19 impidiese las de dos mil veinte y dos mil veintiuno. Así, los días diez y once de septiembre Alameda y el Espai Firal volverán a llenarse de estands en este gran escaparate de productos de Morella, la región dels Ports y otras poblaciones vecinas.

Además de esto, han cambiado a los componentes de la junta directiva de la Asociación Ferial, organizadora de la feria, y ya se trabaja en la organización de la edición nueva. De forma tradicional, la Asociación Ferial cambia la mitad de sus miembros, por lo que han sustituido 4 de los 8 que la forman. La nueva cuenta con presidente, Ivan Pitarch, el secretario, Raul Franz, así como el resto de miembros César Gascón, Diego Tena, David Royo, Rafa Pallarés, José Luis Martí y Ramiro Folch.

Asimismo hay que explicar que este cambio debía haberse realizado el año pasado, mas decidieron cambiarlo para el año en el que se pudiera reanudar la celebración de la feria. De este modo, ahora se han comenzado las asambleas y trabajos para festejar la 764ª Fira de Morella.
Cabe recordar que la Fira de Morella es, eminentemente, ganadera y agrícola, por lo que es un potente altavoz para la reivindicación del campo primario, uno de los motores primordiales en cuánto a la economía de esta zona. El concejal de Desarrollo Rural, Joel Pascual, ha señalado,

Es muy esencial recobrar la Feria de Morella y poner en valor al campo primario y la calidad de sus productos nuevamente. En los últimos dos años no se festejó la feria debido a la situación sanitaria de pandemia, por lo que nos hace mucha ilusión recobrar esta festividad.

Joel ha remarcado que «además de esto, hay una nueva junta de la Asociación Ferial con ganas de trabajar y organizar esta setecientos sesenta y cuatro edición» y ha aprovechado para «animarles y darles las gracias por dar un paso adelante para continuar con la Fira de Morella a lo largo de muchos años más”.

La Fira de Morella fue concedida por el Rey Jaume I en el año 1.257 y, hoy en día, se festeja el segundo fin de semana de septiembre. En sus principios, se trataba de una feria ganadera en la que se conjugan ambas tradiciones que dieron forma a la villa medieval como son el comercio y la ganadería. Hoy en día, la tradición comercial de Morella se conjuga con la exposición de ganado selecto con las instalaciones, herramientas y maquinaria agrícola. Además de esto, debido a la cantidad de visitantes que recibe la feria, el campo turístico, otro de los motores económicos de la población, ha adquirido mucha relevancia y ofrece diferentes actividades para todos y cada uno de los públicos que conforman una muestra de lo que se puede encontrar y efectuar en Morella.