La Guardia Civil desarticula un grupo criminal responsable de la comisión de más de 42 robos contra el patrimonio en el interior de locales comerciales, viviendas y en interior de vehículos en la localidad de Burriana

Uno de los detenidos ha quedado ingresado en Prisión

Les figuraban numerosos antecedentes por la comisión de delitos de la misma naturaleza

• Los hechos delictivos se habían venido cometiendo desde
Septiembre del año pasado

La Guardia Civil en la denominada Operación ELEVEN ha desarticulado un grupo criminal dedicado a la comisión de delitos contra el patrimonio, tras proceder a la detención de un total de cuatro personas y dos investigados como supuestos autores de la comisión de más de 16 delitos de robo con fuerza en el interior de varios locales comerciales y viviendas de la localidad, algunos de los cuales habían sido perpetrados mediando violencia/intimidación en las personas, así como por el robo en el interior de más de 26 vehículos.

Durante el desarrollo de la operación llevada a cabo como respuesta a la creciente oleada de robos que, desde el mes de Septiembre del año pasado, se venían perpetrando en la localidad de Burriana y, como resultado de las numerosas gestiones de investigación en los hechos, testigos, perjudicados, así como un minucioso análisis de evidencias científicas, los guardias civiles consiguieron reunir gran cantidad de elementos indiciarios y probatorios que permitieron tanto, establecer la interrelación directa existente entre las numerosas actividades delictivas contra el patrimonio llevadas a cabo hasta la fecha, como la identidad de los presuntos autores de las mismas.

La organización se había especializado en este tipo de asaltos para los cuales se servían de todo tipo de útiles y herramientas. La gran mayoría de los hechos se producían mediante el forzamiento de puertas y ventanas o la técnica del “resbalón” consistente en deslizar una radiografía o una tarjeta de crédito entre el marco de la puerta y el pestillo, abriendo la puerta sin necesidad de forzar la cerradura y sin ningún tipo de ruido, aunque algunos de ellos llegaron a cometerse incluso mediando violencia e intimidación sobre las víctimas.

A los supuestos autores les figuran un amplio historial delictivo y de antecedentes por la comisión de delitos contra el patrimonio, así como gran cantidad de detenciones por hechos similares a los investigados.

Los detenidos han sido puestos a disposición del Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 1 de los de Villarreal (Cs), de los cuales, uno de ellos ha ingresado directamente en prisión mientras que, sobre el resto se han adoptado medidas de control judicial.

Las actuaciones han sido llevadas a cabo por agentes del Equipo de Policía Judicial de la Guardia Civil de Burriana, en colaboración con el Área de Investigación del Puesto Principal de la Guardia Civil de Burriana.

Tras la realización de las detenciones mencionadas y dadas tanto la ingente cantidad de delitos investigados como la frenética actividad delictiva de los presuntos responsables, la operación sigue abierta y no se descartan nuevas detenciones.

Deja un comentario