La irresponsabilidad de los políticos sigue poniendo en peligro la vida de los usuarios de la AP-7

La superpoblación de jabalíes en la zona de La Parreta y Montornés no ha provocado aún, de auténtico milagro, ningún accidente grave en la autopista.

El miedo que al parecer tienen los responsables a los ecologistas parece pesar más que la responsabilidad de los cargos y las vidas de los usuarios.

Un vecino de La Parreta relata a Castellón Diario lo que acontece todas las noches:

“En la carretera de servicio de la Autopista que va desde la Magdalena hasta la Parreta (Benicàssim ), veo casi todos los días, sobre las 11 de la noche, manadas de jabalíes de diferentes tamaños. En ocasiones observo como cruzan la Autopista subiendo con el hocico la malla de la autopista. Es impresionante ver como la levantan. Una vez ha pasado uno, por el mismo agujero cruzan la Autopista todos los demás.”

 

Y añade:”Es un peligro mortal para los conductores

Este mismo vecino habló con los responsables de Aumar quienes le comentaron que conocen perfectamente la situación, afirmando  que la responsabilidad es de la Conselleria.

La gravedad del tema, denunciado en numerosas ocasiones por los vecinos de la zona y por Castellón Diario, es conocida por el Ayuntamiento de Benicàssim, por Aumar , por la Generalidad etc. Es decir, lo saben todos los que lo tienen que saber  pero no se toman medidas eficaces.

Se han autorizado varias batidas  y se creen que con eliminar 30 jabalíes, para dejar contentos a los ecologistas, ya está todo hecho.

Resulta difícil pensar que se ponga en riesgo la vida de las personas, siendo tan fácil resolver el problema.

La Conselleria habla de una población de jabalíes en el Dessert de unos 500 ejemplares. Esa cifra es ridícula,  la cifra real estimada no es inferior a 1000 jabalíes.

Son necesarias batidas todas las semanas del año,  autorizar esperas nocturnas y colocar jaulas trampa por parte de la Conselleria en los barrancos. Con estas medidas, en un año, podrían abatirse unos 500 jabalíes y de ese modo recuperar el equilibrio ecológico.

Si se produjese una víctima mortal en la autopista, los políticos de turno deberían de responder de sus actos por inhibirse de sus responsabilidades.

Por otro lado, y teniendo en cuenta la progresión aritmética de la reproducción de los jabalíes, en muy pocos años las urbanizaciones de la Parreta y Montornès se van a ver abocadas a un gravísimo problema o simplemente a su desaparición. Baste pensar que las hembras comienzan a parir con 8 meses y que suelen hacerlo dos veces al año y en número de 4 a 7 jabatos por parto.

Deja un comentario