La oficina de Policía del Grao sigue cerrada y sin agentes

Guillamón: “Amparo Marco y Rafa Simó han engañado otra vez a los graueros"

El concejal del Grupo Municipal Popular en el Ayuntamiento de Castellón, Vicente Guillamón, recuerda que la alcaldesa y el teniente alcalde del Grao anunciaron en junio que la nueva sede estaría operativa en el mes de junio y que han prometido 30 agentes ocupándola.

“Las prisas son malas consejeras. Lamentablemente, estamos ante una obra que se inició de manera electoralista, igual que ha ocurrido con el parque de la Panderola o la plaza Josefina López, que están paradas y que acumulan ya retrasos, porque se iniciaron a toda prisa para que hubiese máquinas en las pasadas elecciones de mayo, y ahora todo está bloqueado”, subraya.

El concejal del Grupo Municipal Popular en el Ayuntamiento de Castellón, Vicente Guillamón, asegura que “Amparo Marco y Rafa Simó han engañado a los graueros. La oficina de Policía del Grao sigue cerrada y sin agentes, lo que no hace más que agravar la situación de inseguridad que se vive en el distrito marítimo de la capital de la Plana, la zona más castigada por robos y que frecuentemente es objeto de la oleada de robos”.

Guillamón se ha pronunciado así después de que la alcaldesa de Castellón, Amparo Marco, y el teniente alcalde del Grao, Rafa Simó, “visitaran por enésima vez” el pasado 8 de junio las instalaciones de lo que fuera el Mercat de Sant Pere, ahora reconvertido en instalaciones policiales. “En esa fecha, los dos máximos responsables socialistas del gobierno municipal aseguraban que la sede policial estaría operativa ‘ya en este mes de junio’, algo que desde luego no ha ocurrido, y que tampoco va a ocurrir en próximas fechas, según las informaciones que hemos recibido”, subraya.

Y es que todo apunta a que no será hasta “septiembre, o incluso octubre, como pronto, cuando se pueda poner en servicio este servicio, por problemas en las conexiones informáticas”. “Es decir, una vez más, Rafa Simó ha vendido la piel del oso antes de cazarlo. Estamos ante una muestra más de propaganda del tripartito, que están permanentemente abonados a los titulares grandilocuentes, pero que el expediente de realidades es más bien escaso”, critica.

“De entrada nos sigue pareciendo muy mal que el Grao haya perdido para siempre el histórico Mercat de Sant Pere. Había muchísimas otras alternativas para poner en marcha este servicio, sin necesidad de aniquilar un referente de nuestra historia local. Pero ahora que ya está hecho el mal, y que es irreversible, debería estar operativa y a disposición de los graueros, que necesitan garantías de seguridad, después de la oleada de robos que vienen padeciendo toda la legislatura pasada, y que continúan sucediendo”, indica.

“Las prisas son malas consejeras. Lamentablemente, estamos ante una obra que se inició de manera electoralista, igual que ha ocurrido con el parque de la Panderola o la plaza Josefina López, que están paradas y que acumulan ya retrasos, porque se iniciaron a toda prisa para que hubiese máquinas en las pasadas elecciones de mayo, y ahora todo está bloqueado”, subraya.

“También está por ver que la oficina de la Policía Local del Grao acoja a 30 agentes. Desde luego, desde el Grupo Municipal Popular estaremos muy atentos a esta situación, y en la que se queda la sede de Tetuán XIV, porque no se puede desvestir un santo para vestir otro. Y más cuando venimos de una semana en la que hemos conocido que hay días en los que solo hay dos patrullas operativas en las calles de Castellón, una cifra absolutamente desequilibrada con la proporción de habitantes que tiene la capital de la Plana y que pone en claro riesgo la seguridad de los vecinos”, afirma el concejal del Grupo Municipal Popular en el Ayuntamiento de Castellón.

“La seguridad es un asunto muy serio. Pedimos al equipo de gobierno del tripartito que adopte las medidas que sean necesarias para cubrir la plantilla de profesionales que requiere la Policía Local, así como los medios técnicos y la organización adecuada para garantizar que Castellón tiene agentes en las calles en la proporción que le corresponde a su rango de capital y al nivel que necesitan los vecinos”, concluye Vicente Guillamón.

El concejal recuerda que Rafa Simó dijo se cerraba la tenencia de alcaldía del Grao para que hubiera más agentes patrullando por las calles del distrito marítimo, algo que no ha ocurrido, sino todo lo contrario, y que la Sala de Emergencias acumula problemas y fallos a pesar de que el equipo de gobierno lleva invertidos en ella más de 1,6 millones de euros, siendo lo último una sentencia contra el PSPV y Compromís que anula el proceso de adjudicación del contrato del software.

Deja un comentario