Máximos históricos en precio de alquiler de vivienda en Castellón

Máximos históricos en precio de alquiler de vivienda en Castellón

Iñareta: "La oferta se sigue drenando y los potenciales inquilinos cada vez tienen más complicado poder acceder a una vivienda en alquiler".

 

El informe de precios de Idealista señala que en el último trimestre, el precio promedio por metro cuadrado de alquiler en la Comunitat Valenciana aumentó un 3,4%, alcanzando los 10 euros. A pesar de que el precio llegó a su punto más alto en agosto, ha experimentado una ligera disminución del 0,7% desde entonces. En comparación con septiembre del año anterior, el alquiler mensual ha aumentado un 15,9%.

En València capital, el precio medio de alquiler aumentó un 4,2% durante el último trimestre, elevando el costo por metro cuadrado a 12,4 euros, un máximo histórico según los registros de Idealista. En la provincia de Valencia en su conjunto, los precios también experimentaron un incremento del 4,5%, situando el precio por metro cuadrado en 10,7 euros mensuales, otro récord histórico.

La provincia de Alicante registró un aumento del 2,8% en los precios de alquiler en el último trimestre, llegando a 9,6 euros por metro cuadrado al mes. En la capital, los propietarios han incrementado en un 4,6% el precio de alquiler en los últimos tres meses, con una media de 10,5 euros por metro cuadrado.

Por otro lado, en la provincia de Castellón, los precios de alquiler de viviendas subieron un 2,4% en los últimos tres meses, alcanzando un precio medio de 7,5 euros por metro cuadrado al mes.

En Castelló de la Plana, el precio aumentó un 2,6% interanual, llegando a los 7,3 euros por metro cuadrado mensual, también un máximo histórico en la ciudad.

El portavoz de Idealista, Francisco Iñareta, señaló,

Tras cuatro meses de su aplicación, parece evidente que la ley de vivienda no ha conseguido el principal de sus objetivos: contener el precio de las viviendas en alquiler.

Agregó que «las rentas siguen creciendo con fuerza en los principales mercados y más de 20 capitales marcan precios máximos desde que se tienen registros. La oferta se sigue drenando y los potenciales inquilinos cada vez tienen más complicado poder acceder a una vivienda en alquiler, un drama que se hace aún más agudo en las familias y los colectivos más desfavorecidos».

Relacionados  Modelo de sostenibilidad en 13 viviendas públicas de Castellón