Mobiliario urbano sostenible en Benicàssim

Mobiliario urbano sostenible en Benicàssim

El ayuntamiento continúa avanzando en su compromiso con la responsabilidad ambiental, y además ha instalado contenedores para la recolección de tapones de plástico que permitirá darles una segunda vida y contribuir a la eliminación de residuos plásticos.

 

El municipio de Benicàssim continúa su compromiso local para alcanzar los Objetivos de Desarrollo Sostenible, y ahora ha añadido a sus acciones la implementación de mobiliario urbano sostenible. Con una clara vocación por la responsabilidad y el cuidado del medio ambiente, el ayuntamiento ha instalado esta semana los primeros bancos de material reciclado en el bulevar y en los alrededores de la antigua estación de ferrocarril. El Ayuntamiento ha adquirido un total de 50 bancos de plástico reciclado que reemplazarán a los más deteriorados, y se instalarán más unidades en las nuevas áreas ajardinadas y deportivas.

Benicàssim proyecta un futuro sostenible a través de pequeñas acciones como esta, contribuyendo a un objetivo global más grande y mejorando nuestro entorno y medio ambiente cercanos. Tenemos la responsabilidad de concienciar sobre la necesidad de cuidar el entorno y evitar la contaminación, y para ello debemos actuar. Estamos convencidos de que podemos construir espacios urbanos cada vez más agradables y ciudades más sostenibles.

Señaló la alcaldesa, Susana Marqués.

La adquisición de 50 bancos por parte del Ayuntamiento de Benicàssim ha permitido dar una segunda vida a los plásticos reciclados y reutilizar alrededor de 2.000 kg, ya que se necesitan aproximadamente 40 kg de PET para fabricar cada unidad. Con un diseño ergonómico y de fácil mantenimiento, su aspecto es similar al de los bancos tradicionales ya instalados en la ciudad, pero con la peculiaridad de que los tablones que conforman la estructura del asiento y el respaldo están fabricados con material recuperado de la fracción de envases de la recogida selectiva.

Con la adquisición de 50 bancos de plástico reciclado y su instalación, estamos valorando la importancia del reciclaje y queremos motivar a más personas a unirse a esta práctica. Un pequeño gesto, como llevar nuestra botella, envase o brick al contenedor amarillo, es suficiente para dar una segunda vida a los plásticos que utilizamos a diario en nuestras casas. Invitamos a los vecinos de Benicàssim a seguir comprometiéndose con el medio ambiente y a ser cada vez más conscientes de que todos podemos contribuir a cuidar nuestro entorno y la naturaleza.

Destaca la alcaldesa.

Relacionados  Castellón se tiñe de rosa en 'El día mundial contra el cáncer de mama 2023'

Estas acciones se enmarcan dentro del compromiso del consistorio con el medio ambiente y la lucha contra el cambio climático que viene realizando desde hace tiempo. Es importante recordar que Benicàssim fue el primer municipio de la provincia de Castellón en aprobar un Plan de Acción para el Clima y la Energía Sostenible (PACES) y se encuentra entre el 10% de las ciudades españolas que lo tienen. En este proyecto, mitigar los efectos del cambio climático es fundamental y la gestión de los plásticos es uno de los pilares.

Además, con el objetivo de recoger tapones de envases para que puedan tener una segunda vida y no contaminar la costa mediterránea, el Ayuntamiento ha instalado una serie de contenedores para tapones en forma de corazón en todo el municipio.

Las y los benicenses nos caracterizamos por ser solidarios, hospitalarios y comprometidos, y sin duda vamos a darles a los envases y tapones la segunda vida que merecen y cuidar así del medio ambiente.

Concluye Marqués.