Operación mincemeat (carne picada)

Cuando el 30 de abril de 1943, el pescador onubense José Antonio Rey, encontró un cadáver flotando en el mar frente a las costas de Huelva, poco podía imaginarse que estaba contribuyendo a uno de los mayores éxitos del espionaje en la II Guerra Mundial.

El Servicio Secreto británico había ideado un plan para confundir a los alemanes haciéndoles pensar que, en el mes de julio de ese año, los aliados iban a efectuar un desembarco en las costas de Grecia y en la isla de Cerdeña, lo que consideraban  como el asalto definitivo a Europa.

Para llevar a cabo el engaño, los ingleses, desde un submarino, lanzaron al agua un cadáver que llevaba una cartera con documentación falsa, que incluía documentos personales, cartas familiares, fotos de su supuesta mujer y una serie de documentos de alto secreto donde se detallaba con todo lujo de detalles las supuestas órdenes de ataque a esos dos lugares.

El cuerpo que flotaba en el agua correspondía a un oficial de enlace de la Royal Navy, llamado supuestamente William Martin, que encontraría la muerte en un accidente aéreo en un viaje Gibraltar-Londres, cuando llevaba en su poder documentación de alto secreto.

Los espías alemanes en la zona, se hicieron con la documentación y se tragaron el anzuelo, Enviaron todo a Berlín y allí el Alto Mando, decidió reforzar tanto Cerdeña como Grecia, dejando casi desguarnecida a Sicilia enviando tropas incluso desde el frente ruso. La isla mediterránea fue el lugar elegido por los Aliados para efectuar el desembarco. Por cierto, el muerto era un paciente que había fallecido en un Hospital de Londres, aquejado de un encharcamiento pulmonar.

Algo similar es lo que está pasando en nuestros días, con cadáver político incluido, desviando la atención hacia una amalgama de hechos que ya se encargan los medios de manipulación de masas en darles la publicidad adecuada y machacona.

Han encontrado o fabricado, un cadáver político llamado Ciudadanos, encarnado en la figura de Inés Arrimadas, que con sus mociones de censura y su bailecito de la yenka, ocupa horas de tertulias, páginas de diarios y cualquier resquicio por donde se hable de la política nacional.

Por si fuera poco, en recámara tienen un segundo finado político, por si fallara el primero, que es el PabLENNIN y su harén particular, arropado por su discurso barriobajero y guerracivilista.

Y aquí ocurre igual que con la Operación Mincemeat, con el ruido que se genera con los últimos acontecimientos, el gobierno social-comunista disfruta de manga ancha para sacar adelante sus liberticidas leyes que están dirigiendo España hacia un agujero negro.

Veamos, mientras se habla de mociones de censura, compra de voluntades, alertas anti-fascistas, elecciones regionales, componendas amorosas en Galapagar y un sinfín de zarandajas más, el proyecto globalista sigue su senda sin pausa, apoyado también en la pandemia.

Hemos asistido a la aprobación de la Ley de la Eutanasia que, siguiendo con los objetivos de este gobierno y sus socios siguen subyugados por la muerte. No en vano tienen como apoyo a los terroristas de Bildu.

Se regala a una empresa chavista y bolivariana 53 millones de Euros para ayudarla económicamente, con la excusa de que pertenece a un sector estratégico. Se rescata a una compañía aérea que sólo tiene un avión, que ha operado cuatro vuelos en un año y que, ¡¡Oh casualidad!!, tiene como abogado a Baltasar Garzón «El Inhabilitado». Mientras miles de empresas y autónomos españoles están en la ruina más absoluta.

Los fabricantes de carne artificial, reciben más de 3 Millones de Euros de ayudas, mientras que el sector del campo español está huérfano de ayudas necesarias para la supervivencia. Claro, las órdenes de Bill Puertas (Bill Gates), que es uno de los magnates de la carne falsa, se tienen que cumplir a rajatabla; es la servidumbre al Nuevo Orden Mundial. Curiosamente el Dr. Fraude, se acaba de gastar más de 6.000 € en comprar jamón 5J para disfrutarlo en La Moncloa.

Asimismo, se aprueban leyes que benefician y premian a los okupas, frente a los verdaderos propietarios de las viviendas, a los cuales les ha costado trabajo, esfuerzo y dedicación poder hacerse con una casa para que cualquier delincuente pueda quitársela, con la colaboración de los okupas institucionales de La Moncloa.

Otros beneficiados, además de recibir millones de Euros sin control de ningún tipo, son los sindicatos que han visto cómo sus amos, el gobierno social-comunista de Sánchez, dan carta blanca a los violentos piquetes sindicalistas, para que ataquen sin cortapisas al resto de trabajadores que no secunden sus huelgas ideológicas. Mientras eso pasa los gobernantes antifascistas tienen a nuestro país en la cabeza mundial del paro.

No podemos olvidar los beneficios que se dan a los chiringuitos de las asociaciones femicomunistas, que se forran recibiendo miles de Euros para, en teoría, ayudar a las mujeres. Y esto cuando han conseguido que España sea el país de Europa con más paro femenino.

Si nos fijamos en la moda del LGTBI y las leyes que se aprueban, se ve que no tienen ni pies ni cabeza. Un niño menor de edad, puede decidir, sin permiso paterno, empezar a hormonarse para cambiar de sexo, claro con cargo a la sanidad pública, mientras hay enfermedades que no están incluidas dentro del Sistema Nacional de Salud.

Pero no acaba aquí la cosa, quieren aprobar una Ley que, en el colmo de la locura, faculta a una persona, sin ningún informe médico o sicológico, elegir si quiere ser hombre mujer o cualquier otra cosa. El futuro de nuestra juventud está en verdadero peligro. Cualquier día vemos a. Dr. Fraude, percibiéndose como un dragón de komodo.

No podemos acabar este repaso a lo que se nos oculta, sin hacer referencia a lo que ocurre en Canarias. Mientras la gente de las islas ven como, día a día, la decrepitud de sus vidas está siendo ignorada por el Gobierno, ven como los ilegales se están haciendo con el control de las islas.

Todo lo anterior está ocurriendo con la complicidad de los medios de manipulación mediática y la mayoría de los partidos del arco parlamentario, salvo VOX y todo esto ocurre por la imposición de la Agenda 20/30 dominada por el comunismo más añejo, que ya lleva más de 100 millones de muertos en su historia, y lo que le queda.

Si hace casi 80 años, el cadáver de un inglés sirvió para engañar al servicio secreto alemán, esperemos que, hoy en día, el cadáver político de Ciudadanos, no sirva para la destrucción de la civilización judeo-cristiana, ni para la desaparición de la familia y los valores hispánicos,

¡¡VIVA ESPAÑA!!

Luis Andrés Cisneros

Deja un comentario