La Panderola cubre su primer año de trayecto como parque funcional y accesible en el corazón del Grao

El distrito marítimo gana una plaza diáfana y segura de 11.200 metros cuadrados que potencia el uso comunitario del espacio público gracias a la cofinanciación del FEDER y el Ayuntamiento de Castellón

El 14 de febrero de 2020 la Panderola retomó de nuevo su actividad. Un viaje por cinco estaciones que recuerdan a paisajes comunes de la provincia y que perfilan el renovado parque al que da nombre la emblemática locomotora. Un espacio en el corazón del Grao que supera los 11.200 metros cuadrados y que desde hace un año se ha convertido en un nuevo punto de encuentro al aire libre “más abierto, innovador, con más posibilidades de uso, habitable e inclusivo”, recuerda la alcaldesa de Castellón, Amparo Marco.

Para conmemorar el primer aniversario del renovado parque, una de las doce operaciones impulsadas en Castellón gracias a la inversión de los Fondos Europeos de Desarrollo Regional (FEDER), el Ayuntamiento de la capital ha lanzado una campaña para divulgar a través de la instalación de mupis en diferentes partes de la ciudad y del distrito marítimo, el abanico de usos y oportunidades que abre el espacio.

“Nos marcamos como reto dinamizar este rincón emblemático del Grao y revitalizar su entorno, y un año después, el objetivo se ha consolidado. El céntrico parque ha ganado en accesibilidad, seguridad y funcionalidad: ya no es sólo un área de descanso o de ocio, sino también un espacio de coworking, gracias a la infraestructura instalada y la conexión wifi”, añade Marco.

El Grau suma una gran plaza de 11.200 metros cuadrados más diáfana, con zonas deportivas con elementos biosaludables y de juegos infantiles, áreas de trabajo al aire libre con estructuras de sombra, mobiliario renovado y elementos innovadores como una fuente singular central de efecto géiser. El proyecto destaca además por su compromiso sostenible, al haber preservado el grueso del arbolado original y plantar 60 ejemplares nuevos, y al apostar por alumbrado LED de alta eficiencia lumínica en todo el parque. La misma tecnología que ilumina la fuente singular y los dos letreros de grandes dimensiones en los que aparecen rotulados El Grao y La Panderola.

Con 1.476.000 euros de presupuesto cofinanciado por FEDER y el Ayuntamiento, la actuación destaca también por el plus de seguridad que aporta, al haber eliminado las columnas y elementos arquitectónicos que alteraban la visibilidad, dando paso a una plaza totalmente diáfana y más iluminada.

La playa, el puerto, la industria, la ciudad y la montaña son las cinco paradas de este recorrido circular de la Panderola por el parque, articuladas a través de un eje peatonal que recrea las vías de la antigua locomotora y nuevos itinerarios peatonales secundarios que dan pie a usos diferenciados “para posibilitar una experiencia personalizada a las personas usuarias y adaptada a unas necesidades cambiantes”, ha indicado Marco.

La ‘estación Industria’, donde se expone la rehabilitada Panderola, hace referencia a la innovación tecnológica y alberga las nuevas posibilidades de uso del parque, al contar con zona wifi y mobiliario especialmente diseñado para favorecer el trabajo individual o colaborativo además de ofrecer alternativas de reunión al aire libre para asociaciones, entidades o emprendedores. También incorpora pérgolas con celosías para generar sombra.

Los juegos infantiles así como una zona de descanso se ubican en la ‘estación Playa’, dedicada al juego y el ocio, mientras que en la ‘estación Puerto’, la zona relacionada con el comercio y la restauración, los usuarios y usuarias disponen de un servicio de bar cafetería, la zona de muelle y la terraza. Por último, la ‘estación Ciudad’ dedicada al movimiento y la actividad física, incluye un área multideporte, zona workout, espacio biosaludable y una zona canina.

1 comentario en “La Panderola cubre su primer año de trayecto como parque funcional y accesible en el corazón del Grao”

  1. Un parque que si no recuerdo mal ha costado un millón de euros y que ha dejado a su motivo principal La Panderola, en el mas absoluto abandono. Este Ayuntamiento podia haber invertido una infima cantidad de este presupuesto en mejorar y proteger la locomotora y el vagón con un techo que los proteja de las inclemencias del tiempo y un vallado perimetral para protegerlo de los vándalos, aunque lo suyo seria que dicho convoy fuera a un museo de interpretación, para que las generaciones futuras conocieran su historia y el beneficio que reportó en su dia a la Plana de Castellón

    Responder

Deja un comentario