Para el PP el “proyecto” sigue siendo un “yo invito y tu pagas” de Ximo Puig

Carrasco: “Los castellonenses pagaremos 12 millones de € en la reforma del edificio de Borrull para que el Consell disponga de más dependencias administrativas en la ciudad”

Para la portavoz del Grupo Municipal Popular, Begoña Carrasco, el compromiso real de Ximo Puig con Castellón hubiera sido asumir dicha reforma, que no deja de incrementar su coste, y no endeudar a los castellonenses

 

“Estamos a favor de que el edificio de Borrull vuelva a dar servicio a la ciudadanía, pero no a cualquier precio. Y no hay que olvidar que Castellón tiene otras prioridades como invertir en infraestructuras educativas, la residencia de la tercera edad, el centro de Salud del Raval Universitario o la ronda Oeste, a las que Puig sigue sin poner fecha”, señala

La portavoz del Grupo Municipal Popular en el Ayuntamiento de Castellón, Begoña Carrasco, lamenta que las condiciones para reabrir el edificio de la antigua Audiencia Provincial, en la plaza Borrull, sigan penalizando a Castellón porque, pese a los anuncios del presidente de la Generalitat Ximo Puig, “seremos los castellonenses los que pagaremos 12 millones de euros con nuestros impuestos en un edificio que acabará albergando dependencias de la administración autonómica, porque las políticas de Puig y Oltra siguen siendo un `yo invito pero tu pagas’, siendo los perjudicados los de siempre, los vecinos de Castellón”, explica.

Carrasco ha hecho estas declaraciones tras la visita oficial de Puig a Castellón en la que prometió atender las necesidades y las actuaciones pendientes de la anterior legislatura. “El compromiso real de Ximo Puig con Castellón hubiera sido asumir el coste de la reforma del edificio de Borrull y no endeudar a los castellonenses, como se ha hecho, porque la alcaldesa, Amparo Marco, ha cedido ante Puig, endeudando al Ayuntamiento con un crédito de 12 millones de euros para asumir la reforma”.

La portavoz popular subraya que su formación está a favor de que el edificio de Borrull se ponga en uso y revierta en mejores servicios para la ciudadanía, “pero no a cualquier precio. Además, no hay que olvidar que Castellón tiene otras prioridades como invertir en infraestructuras educativas, en la residencia de la tercera edad, el Centro de salud del Raval Universitari o la culminación de la ronda Oeste, entre otras, a las que Puig sigue sin poner fecha”.

 

Respecto al edificio de Borrull, que fue el proyecto estrella de la pasada legislatura, quedándose en un anuncio y nada más, Carrasco recuerda que, “tal y como prometieron los socialistas a los castellonenses, el inicio de las obras tenía que haberse hecho en 2018, pero el mandato acabó sin ningún avance al respecto; también fijaron su coste en 12 millones que ahora hemos sabido que serán insuficientes para acometer dicha reforma, incrementándose su coste en 4,8 millones de euros más”.

Para los populares el anuncio, a bombo y platillo, de la reapertura del edificio de Borrull fue un engaño a los castellonenses en la pasada legislatura, “una promesa incumplida más, que se suma a la larga lista de anuncios que no vieron la luz en los últimos cuatro años. Ahora, que la alcaldesa ha podido demostrar su actitud reivindicativa ante el Consell y renegociar las condiciones de la reapertura del edificio Borrull para que la Generalitat invierta en la ciudad de Castellón como se merece, tampoco lo ha hecho, de manera que Castellón acabará endeudándose con un proyecto que, veremos si logra materializarse en el presente mandato”, concluye Carrasco.

Deja un comentario