Piden cárcel para los vigilantes de una discoteca de Valencia por agredir a un cliente: «Le gritaban moro de mierda, te mato»

Piden cárcel para los vigilantes de una discoteca de Valencia por agredir a un cliente: «Le gritaban moro de mierda, te mato»

Los acusados estaban desempeñando sus funciones como vigilantes de seguridad contratados en una discoteca ubicada en la Avenida Profesor López Piñero de València.

 

La Fiscalía Provincial de Valencia ha solicitado una condena de tres años de prisión para tres vigilantes de seguridad de una discoteca en València. Se les acusa de romperle la nariz a un cliente de nacionalidad marroquí, al que expulsaron del local por no poseer una entrada para acceder a la zona VIP.

Según se desprende de la calificación fiscal, el ministerio público acusa a los tres hombres de cometer un delito de lesiones con la circunstancia agravante de abuso de superioridad. Además de la pena de cárcel, se les exige una indemnización de 2.240 euros para la víctima.

Por otro lado, la acusación particular, representada por el abogado Juan Molpeceres, ha elevado la petición de pena de cárcel a cinco años al considerar el delito como un caso de odio. Además, solicita una indemnización para la víctima de 11.000 euros.

Los hechos ocurrieron el 6 de marzo de 2022, alrededor de las 2:30 de la madrugada, cuando los acusados estaban desempeñando sus funciones como vigilantes de seguridad contratados en una discoteca ubicada en la Avenida Profesor López Piñero de València.

Según se indica en el escrito provisional presentado por la fiscalía, en un determinado momento, algunos empleados del local obligaron a la víctima a salir del establecimiento debido a que no tenía entrada para acceder a la zona VIP.

Una vez en el exterior, los acusados se dirigieron a la víctima y le propinaron diversos golpes, ocasionándole la fractura de los huesos propios de la nariz y causándole lesiones en el cuello y la muñeca que requirieron diferentes tratamientos médicos para su curación. El proceso de recuperación duró 32 días.

Relacionados  Prisión por apuñalar al hermano del detenido por atropellar a un niño

En el escrito de acusación presentado por la parte perjudicada, se aclara que a su cliente se le obligó a abandonar la discoteca «sin que hubiera ocurrido ningún incidente previo en el interior». Una vez en el exterior, el cliente fue rodeado por seis empleados que comenzaron a empujarlo y golpearlo con las manos.

Según el mismo escrito de acusación, tres de los empleados participaron «directamente» en la paliza y durante toda la agresión le gritaban a la víctima frases como «moro de mierda, te mato«.

Después de la agresión, el joven acudió a València Acull, donde recibió apoyo y orientación en todo el proceso de denuncia a través del Programa de Igualdad de Trato y No Discriminación.