¿Se ha parado la rotación del núcleo terrestre?

La rotación diferencial del núcleo interno de la Tierra con respecto al manto se cree que es causada por la geodinámica y el acoplamiento gravitatorio entre el núcleo y el manto.

 

Un reciente análisis de ondas sísmicas sugiere que la rotación del núcleo interno terrestre ha detenido recientemente, según un estudio publicado en Nature Geoscience por investigadores del Instituto de Geofísica Teórica y Aplicada de la Universidad de Pekín.

La rotación del núcleo interno terrestre se ha inferido a partir de los cambios en el tiempo entre ondas sísmicas que deben viajar a través del núcleo interno. En esta investigación, Yi Yang y Xiaodong Song analizaron ondas sísmicas repetidas de principios de los años 90 y descubrieron que las trayectorias que antes mostraban cambios significativos en el tiempo, han mostrado pocos cambios en la última década.

Los investigadores concluyen que un patrón globalmente consistente sugiere que la rotación del núcleo interno terrestre se ha detenido recientemente. Para llegar a esta conclusión, los científicos compararon este patrón con los registros sísmicos en las Islas Sandwich del Sur, en el Atlántico Sur, que datan de 1964 y parecen estar relacionados con un giro gradual del núcleo interno como parte de una oscilación de alrededor de siete décadas, con otro punto de inflexión en la década de 1970. Según los autores, esta periodicidad multidecadal coincide con cambios en otras observaciones geofísicas, especialmente la duración del día y el campo magnético.

En resumen, los investigadores argumentan que sus observaciones proporcionan evidencia de interacciones dinámicas entre las capas de la Tierra, desde el interior más profundo hasta la superficie, debido posiblemente al acoplamiento gravitatorio y al intercambio de momento angular entre el núcleo y el manto y la superficie.

Imagen de pikisuperstar en Freepik