TAU Castelló 62 HLA Lucentum 85

El TAU pierde su condición de invicto sin plantar cara al rival

El TAU Castelló vio truncada su buena racha y perdió su primer partido de la temporada a manos del HLA Lucentum, un conjunto que también se presentaba invicto a este compromiso liguero. Fue una dura y contundente derrota de los La Plana, los cuales tuvieron una noche aciaga en ataque y estuvieron con una clara desventaja en el marcador durante casi todo el encuentro. La verdad es que los locales no se parecieron ni por asomo al arrollador equipo que tan buen rendimiento dio en las tres primeras jornadas.

El envite comenzó con los visitantes buscando a Zohore, quien sabía aprovechar su mayor corpulencia para convertir los primeros puntos de su equipo. Otro que hacía daño en la pintura, pero más por su agilidad que por su tamaño, era Edwards, quien tuvo un inicio arrollador. Ambos se sentaron a descansar a los 5 minutos y se notó, ya que la anotación en ambos contendientes se quedó un tanto estancada. El Lucentum reforzó su perímetro con Pitts y Urtasun y le dio buen resultado, ya que se produjo un parcial de 0-12 que puso las cosas muy feas para los de Toni Ten (10-22, min. 9). El TAU buscaba a Stainbrook, pero no se imponía en la zona y fallaba tiros fáciles desde su distancia preferida (en torno a los 4 metros), así que tocaba buscar otras vías.

Tras la pausa por el término del primer cuarto, a los de La Plana se les vio más agresividad en defensa, velocidad en las transiciones y se mostraron más directos en ataque. Además, se produjo algo bastante esperado: el primer triple, obra de Adala. De este modo, la preocupante renta alicantina se vio sensiblemente rebajada (21-28, min. 14), pero todavía quedaba mucho trabajo. Por desgracia, se produjo la tercera falta del alero camerunés, que contagiaba su gran intensidad sobre la pista. Casualidad o no, los locales se volvieron a atascar a continuación, mientras que el juego interior de los alicantinos seguía haciendo destrozos, bien con Bilbao o el gigantón Zohore. Así las cosas, la situación estaba muy complicada al descanso (25-40).

En la reanudación, Llompart mantuvo la exhibición de dirección de juego que estaba dando. Siempre encontraba al compañero mejor ubicado, lo que se tradujo en dos triples y una canasta que complicaron todavía más las cosas (27-48, min. 23). Tan solo Durán y un reactivado Stainbrook (ahora entraba su tiro de media distancia) eran capaces en el combinado anfitrión de tener algo de determinación para asumir la responsabilidad anotadora, pudiendo así recortar la diferencia (34-50, min. 27). Por desgracia, bastaban dos malas acciones ofensivas para que el Lucentum tuviera la capacidad de recuperar su renta en torno a los 20 puntos, lo que le permitía estar más tranquilo a medida que pasaban unos minutos cada vez más escasos para el TAU Castelló si quería tener opciones de victoria. Para colmo, un triple de Llompart, una antideportiva en contra de los de La Plana con los tiros convertidos y una nueva canasta en la posesión posterior fueron la sentencia definitiva. Tal y como estaba el TAU Castelló, no se podía permitir encajar un parcial de 0-7. Al final del tercer cuarto, el resultado era asombroso no solo por la abultada ventaja visitante, sino también por los escasos 38 puntos registrados por los locales (38-65). Así pues, el último cuarto fue un apéndice completamente intrascendente, en el que nada cambió salvo la cuenta anotadora de Durán, que fue en aumento hasta los 17 puntos. Al fin y a la postre, noche para olvidar y centrarse en la próxima jornada.

TAU CASTELLÓ 62

HLA LUCENTUM 85

TAU CASTELLÓ: Alvarado (5), Durán (17), Adala (3), Edwards (14), Dukan (2) –cinco inicial–; Moragas (3), Sabaté (7), Bas (5), Stainbrook (6) y Roig.

HLA LUCENTUM: Llompart (11), Urtasun (8), Ortega (8), Galán (10), Zohore (8) –cinco inicial–; Pitts (10), Arcos (4), Huertas (3), Martínez (6), Bilbao (17) y Rodríguez.

ÁRBITROS: José María Olivares, Héctor Báez y Eduard Colomer.

PARCIALES: 8-7, 12-24, 21-28, 25-40 (descanso); 34-50, 38-65, 49-75 y 62-85 (final del encuentro).

INCIDENCIAS: 400 espectadores en las gradas del pabellón Ciutat de Castelló.

Deja un comentario