El Amics Castelló cae abatido por el Fuenlabrada

El Amics Castelló cae abatido por el Fuenlabrada

El Amics sufre el elevado ritmo e intensidad del visitante, sufriendo una derrota en su último partido de pretemporada.

 

El equipo Amics Castelló sufrió una derrota en su último partido de pretemporada, donde mostraron dificultades en su desempeño frente a uno de los equipos más fuertes de la Liga LEB Oro, el Baloncesto Fuenlabrada, que figura como uno de los principales candidatos al ascenso a la ACB. Este no era un partido de pretemporada común, ya que representaba un ensayo general importante para los pupilos de Juan Orenga de cara al inicio de la competición oficial la próxima semana. Además, en el banquillo visitante se encontraba Toni Ten, el entrenador que dejó una huella imborrable en el conjunto castellonense durante sus 16 temporadas en el cargo.

El comienzo del partido no fue alentador para los locales, ya que el equipo de Fuenlabrada mostró un ritmo y una intensidad mucho mayores. En menos de dos minutos, el marcador reflejaba un parcial de 0-8 a favor de los visitantes, lo que llevó a Juan Orenga a pedir su primer tiempo muerto para intentar corregir la situación. Tras la pausa y algunos cambios, el Amics Castelló finalmente logró su primera canasta, gracias a Manchón, seguida de un triple de Hermanson. Parecía que el equipo local estaba recuperando su ritmo, impulsado por el incansable Manchón, y la ventaja de los madrileños no se amplió mucho más.

El segundo cuarto comenzó con el Baloncesto Fuenlabrada manteniendo su buen desempeño, lo que hizo que el equipo de La Plana tuviera dificultades para reducir su desventaja. El partido se caracterizaba por un ritmo rápido, transiciones veloces y posesiones cortas, con jugadores dispuestos a lanzar rápidamente. Este ritmo frenético parecía favorecer a los castellonenses, quienes lograron superar sus problemas de anotación del primer período. Sin embargo, el desfavorable inicio del partido seguía manteniendo al Fuenlabrada en la delantera en el marcador. Al llegar al descanso, hubo una buena noticia, ya que los locales ganaron el parcial del segundo cuarto (26-22), pero también una mala noticia, ya que Manchón y Franch acumularon tres faltas personales.

Relacionados  La victoria del Amics Castelló le da la permanencia en la LEB Oro

En la segunda mitad, el Amics Castelló continuó luchando para reducir su desventaja mediante una sólida defensa y un juego ofensivo cuidadoso. Un triple de Hermanson acercó el marcador a 43-46 en el minuto 22, lo que llevó a Toni Ten, ahora en el banquillo visitante, a solicitar un tiempo muerto. Sin embargo, sorprendentemente, el certero alero estadounidense del Amics falló dos triples abiertos, mientras que los madrileños recuperaron su precisión desde la línea de tres puntos y volvieron a aumentar su ventaja (43-52, min. 25). El partido se volvió cuesta arriba para los de Orenga (47-63, min. 28) debido a las acciones desafortunadas de los locales y al eficaz juego exterior del equipo visitante.

En este tramo del partido, el Baloncesto Fuenlabrada dominó en defensa, anotó varios triples y sus jugadores interiores causaron estragos. El resultado estaba prácticamente decidido al final del tercer cuarto (52-70).

El Fuenlabrada, lejos de relajarse, mantuvo su intensidad, lo que hizo que el partido se convirtiera en un suplicio para los locales, que no podían detener a su rival. Además, enfrentaron problemas para anotar y se vieron afectados por la prisa, los nervios y la frustración. El equipo local probó diferentes defensas, alternando entre la individual y la zona, pero ninguna pudo detener la ofensiva avasalladora de los visitantes, liderada por un certero Mesicek desde el perímetro. La ventaja del Fuenlabrada era evidente (65-87, min. 27) y el partido ya estaba decidido.